Río Cuarto | adolescentes | derechos | NIños

La infancia y la adolescencia en los medios de comunicación

La Defensoría de la Niñez realiza todos los años un monitoreo en la provincia

Desde el 2017, la Defensoría de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes realiza cada año un monitoreo en los 10 principales medios digitales de la provincia de Córdoba. ¿Cómo están representados los niños y adolescentes en los medios? ¿Por qué es importante conocer estas representaciones?

La responsabilidad social de los medios respecto a los derechos de la niñez y la adolescencia se vincula directamente con la incorporación de los temas de infancia y adolescencia en la agenda mediática, pero también con los modos en que se tratan esos temas. En muchos casos, la representación diaria que los medios hacen de chicos y chicas puede generar actitudes discriminatorias, esquemas estereotipados o estigmas para interpretar y hablar sobre el mundo; y en particular, sobre las niñas, niños y adolescentes (NNyA)

En este sentido, los monitoreos realizados por la Defensoría identifican los temas más frecuentes con los que los medios vinculan a las chicas y chicos, y también los invisibilizados o de los que nunca se hablan. Además analizan cuáles son las fuentes prioritarias consultadas, si la voz de los NNyA es tenida en cuenta, la profundidad de las coberturas y si éstas contribuyen a la promoción y defensa de los derechos o, por el contrario, a su amenaza u omisión. El objetivo de los monitoreos es detectar puntos clave como estos para contribuir al desarrollo de un periodismo de mayor calidad en la temática, que colabore en la consolidación y defensa de los derechos de las niñas, niños y adolescentes.

Resultados y recomendaciones

Si bien cada monitoreo aporta datos nuevos para el análisis, pueden distinguirse ciertos puntos comunes que se repiten cada año en la cobertura mediática de la niñez y la adolescencia. En primer lugar, en la mayoría de los casos los medios analizados tratan los diferentes temas como casos aislados y no como temáticas complejas. Desde la Defensoría se recomienda evitar hacer relatos del “caso”, es preferible en cambio, hacer visible el tema; sobre todo cuando se trata de situaciones que suponen un alto grado de victimización para NNyA, como son los casos de abuso, acoso y violencia (en especial de género).

Otro factor común en los monitoreos realizados es la ausencia de fuentes especializadas en las coberturas. En un tercio de los casos, los medios no usan fuentes que respalden sus notas. Asimismo, son muy pocas las ocasiones en que se le da lugar a la palabra de niñas, niños y adolescentes. Desde la sanción de la Convención Internacional de los Derechos del Niño, los NNyA son considerados sujetos plenos de derecho y por lo tanto, tienen derecho a expresarse en torno a los temas que los afectan, siempre teniendo en cuenta su desarrollo y madurez.

Por otro lado, y también con relación a lo expresado por la señalada Convención, en muchos casos las notas analizadas utilizan viejos términos que ya no son correctos para referirse a las niñeces y adolescencias. Son niñas, niños o adolescentes; no “menores”: la palabra “menor” remite al antiguo paradigma de patronato y presenta a las niñas y niños como “objetos” y no como sujetos de derecho. Hablar de menor implica la falsa idea de que hay dos infancias distintas y opuestas: la del menor (en condiciones “desfavorables” y debe ser objeto de “protección”) y la del niño o niña (en un contexto familiar “adecuado” y “correcto” y por lo tanto fuera del sistema de asistencia tutelar). El menor siempre es definido por sus carencias y el niño por sus virtudes. Por eso es aconsejable erradicar esta expresión de las coberturas.

Con todo, el desafío radica en generar un periodismo más comprometido con niñas, niños y adolescentes, que incida en la construcción de una realidad “más positiva” y justa para ellos, acorde con el nuevo paradigma constituido por la Convención Internacional de los Derechos del Niño

Todos los monitoreos realizados hasta la fecha están disponibles en el sitio www.monitoreoddna.com. El del año 2020 estará disponible hacia finales del año.