Policiales | crimen | Vaudagna | Mackenna

El menor demorado por el crimen del padre Vaudagna expuso ante el fiscal

El adolescente, de 14 años, quedó a disposición de la Senaf Río Cuarto. Sus abogados piden que se restituya a su familia en Mackenna

El adolescente, de 14 años, que está involucrado en el crimen del padre Jorge “Coqui” Vaudagna ocurrido en Vicuña Mackenna, expuso ayer ante el fiscal Daniel Miralles, mientras quedó a cargo de la Senaf Río Cuarto, luego de haber permanecido una semana en el complejo Esperanza de la ciudad de Córdoba.

Por el aberrante crimen ocurrido el martes de la semana anterior, un joven de 23 años fue detenido como el principal sospechoso y podría ser indagado hoy o en los primeros días de la semana que viene.

No trascendieron detalles de la exposición del menor, pero sus abogados patrocinantes Jacqueline Cattaneo y Mateo Ceballos solicitaron al Juzgado de Niñez, Adolescencia, Violencia Familiar y Penal Juvenil que sea restituido a su familia.

El adolescente, quien habría estado en el lugar del crimen junto a Guillermo Arias, imputado del supuesto delito de homicidio calificado por el uso de arma de fuego en concurso con la participación de un menor de edad, quedó a disposición de la Senaf Río Cuarto bajo tratamiento tutelar.

Los abogados señalaron que se trata de “un niño que cuenta con una familia consolidada, que tiene contención emocional, que va a la escuela y asiste a todas las clases y cumple con todas las actividades. Asimismo, es importante decir que nunca tuvo ningún conflicto con la ley, como así tampoco tiene antecedentes de conflicto con la ley penal”.

Arias desde el miércoles de la pasada semana se encuentra detenido en la alcaidía de la Unidad Departamental.

El abogado defensor del joven, Paulo Espamer, indicó que su defendido es inocente y que no estuvo en la zona del crimen, como dicen algunos testigos.

Miralles recibió anteayer el sumario desde la comisaría de Vicuña Mackenna, por lo que no se descarta que hoy sea indagado el detenido.

Una vez que se cumpla ese procedimiento, el fiscal podría levantar el secreto del sumario, al que tendrían acceso las partes.

Vaudagna fue ultimado de dos disparos en la parte superior del tórax derecho; uno de ellos con orificio de salida, que le afectó la base del cuello, lo que le provocó la muerte.

El homicidio se registró alrededor de las 21 del martes 27 de octubre en la cochera, ubicada en la parte posterior de la casa parroquial, sobre calle 9 de Julio al 500 de Vicuña Mackenna.