Provinciales |

En Córdoba se produjeron nueve femicidios en lo que va del 2021

Sigue siendo la segunda provincia con más asesinatos por cuestiones de género en Argentina después de Buenos Aires. En el país se registró una muerte violenta cada 25 horas, es decir, 143 en solamente 5 meses

El observatorio de medios de la organización Mumalá dio a conocer su informe sobre los femicidios y las muertes violentas ocurridas en los primeros 5 meses del año en Argentina. Siguiendo con una problemática preocupante que afecta al país en los últimos años, en estos meses del 2021 se registraron 94 femicidios y un total de 143 muertes violentas, lo que significa una cada 25 horas.

“Este informe releva las formas más extremas de violencia de género ocurridas en el mes de enero, febrero, marzo, abril y mayo de 2021 en todo el territorio argentino. Producido a partir del análisis y monitoreo de medios digitales y gráficos de todo el país, buscadores, sistema de alertas, seguimiento de organizaciones, portales especializados en género, feminismo, DD.HH. y policiales/forense”, destaca el informe elaborado por la agrupación.

En este marco, destacan que lo estudiado alcanza el total de las muertes violentas de mujeres, travestis, trans y lesbianas y se enumeran femicidios, femicidios vinculados, travesticidios, lesbicidios, las muertes violentas de mujeres que están en proceso de investigación y las muertes violentas asociadas al género, en las que no se constata relación violenta previa o violencia sexual u odio de género, “pero que desde un análisis feminista inferimos que es producto de su condición de mujer/lesbiana/travesti/trans en esta sociedad patriarcal”, explican.

Del mismo modo, analizaron los casos relevados de cada provincia, los intentos de femicidios en lo que va del año y los suicidios feminicidas, es decir, “aquellos suicidios como posible efecto del abuso de poder crónico basado en motivos de odio o menosprecio a la condición de mujer e identidades feminizadas, o contexto de violencia de género”, indicaron.

“Nuestro observatorio ha identificado en múltiples oportunidades muertes violentas (en Argentina el suicidio se considera muerte violenta) de niñas, adolescentes y mujeres que fueron abusadas sexualmente, que sufrieron violencia de género, que fueron obligadas a prostituirse o en situación de trata y que tal estado de vulnerabilidad tuvo como desenlace un suicidio, o aparentaban femicidios y que posteriormente peritajes y autopsias arrojan que fue una muerte autoinfligida”, completa el estudio.

Los casos

Desde Mumalá contabilizaron 143 muertes violentas de mujeres, travestis y trans, es decir, una cada 25 horas en Argentina. De estas, 94 fueron femicidios, femicidios vinculados y trans-travesticidios; 22 muertes violentas asociadas al género, vinculadas a economías delictivas o colaterales (narcotráfico, venganzas, deudas, etcétera) y robos; 21 muertes violentas de mujeres están en proceso de investigación (esperando autopsia y peritajes); y 6 fueron suicidios femicidas.

Estos suicidios se dieron entre el 1 de enero y el 30 de mayo del 2021 y se registraron a partir de medios gráficos y digitales y portales especializados. “Se registraron antecedentes, denuncias y relatos de familiares/conocides/amigues, respecto de la violencia de género padecida por la víctima (3 casos), y violencia sexual (3 casos) mencionadas como inductoras del suicidio”, precisó el relevamiento.

En cuanto a las tasas provinciales y la nacional de femicidios, calculada sobre la base a los casos de femicidios directos de mujeres + femicidios vinculados mujer + trans/travesticidios en base a la población estimada al 2021 por el Indec, Córdoba registró una tasa del 0,4, por arriba de la tasa de Argentina, de 0,35 femicidios cada 100.000 mujeres.

Las provincias que presentan mayor tasa provincial de femicidios son Santiago del Estero, Neuquén, La Rioja, Formosa y Tucumán.

Con relación al vínculo entre víctima y victimario, el 63% de los femicidios fue cometido por parejas o exparejasy, en cuanto a la modalidad, el 37% de las mujeres fueron asesinadas con arma blanca.

Por otra parte, el 25% de mujeres víctimas de femicidios había denunciado a su agresor previamente. El 16% tenía orden de restricción de contacto o perimetral y el 2%, botón antipánico.

El hogar de la víctima sigue siendo el lugar más inseguro, considerando que el 71% de los crímenes se dieron en estos espacios y el 10%, en la vía pública.

Finalmente, el registro detalló que 95 niños, niñas y adolescentes se quedaron sin madre;que el 14% de los femicidas se suicidó y que el 14% de los femicidios fue cometido por personas de las fuerzas de seguridad (policías, militares).