Policiales | juicio | fiscal | rugbiers

Acusados de matar a Báez Sosa quieren evitar el juicio por jurado popular

Los rugbiers acusados de haber asesinado a golpes a Fernando Báez Sosa el 18 enero de 2020 en la ciudad balnearia de Villa Gesell expusieron en el expediente su decisión de no ser sometidos a un jurado popular y solicitaron la nulidad del requerimiento de elevación a juicio, informaron ayer fuentes judiciales.

El abogado de los imputados, Hugo Tomei, presentó en la mañana de ayer, en el último día que tenía de plazo para hacerlo, su oposición a la elevación a juicio solicitada por la fiscal de la causa, Verónica Zamboni, y pidió que cese la prisión preventiva para los imputados detenidos.

Según las fuentes consultadas por Télam, en un escrito de 25 páginas Tomei solicitó al juez de Garantías de Villa Gesell, David Mancinelli, la nulidad de la requisitoria fiscal por considerar que la acusación presenta una "imprecisa e insuficiente descripción de los hechos" y es "francamente deficiente para describir las conductas delictivas que pretende imputar".

"La fiscal debió haber realizado una descripción clara, precisa, circunstanciada y específica de los hechos con relación a cada uno de los imputados en particular, en forma individual y exclusiva. Nada de eso sucedió", sostuvo.

A partir de estos elementos, Tomei pidió al juez que declare "la nulidad absoluta" del requerimiento presentado el último 17 de noviembre por Zamboni, en el que solicitó que sean juzgados los ocho rugbiers que continúan detenidos por el crimen ocurrido frente al boliche "Le Brique".

Se trata de Máximo Thomsen (20), Ciro Pertossi (20), Luciano Pertossi (19), Lucas Pertossi (21), Enzo Comelli (20), Matías Benicelli (21), Blas Cinalli (19) y Ayrton Viollaz (21), quienes cumplen prisión preventiva en la Alcaidía 3 del penal de Melchor Romero, en La Plata, imputados como coautores del delito de "homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas".