Río Cuarto | obra | Holmberg | Autovía

Finalmente, mañana empiezan a construir la autovía a Holmberg

Estará a cargo de la empresa Luciano. La primera etapa, que tendrá 7 kilómetros de extensión, implicará una inversión de $ 5.500 millones. Martín Gill, secretario de Obras de la Nación, dijo que se crearán 200 empleos.

Después de cuatro décadas de reclamos y promesas incumplidas, finalmente la autovía a Holmberg empezará a construirse mañana, cuando la empresa Luciano inicie los movimientos preparatorios de suelos y los trabajos en el obrador. Será una obra de 5.500 millones de pesos y generará 200 puestos de trabajo.

Martín Gill, secretario de Obras Públicas de la Nación, adelantó que los equipos de la contratista ya han llegado y que está todo dispuesto para el inicio de obra. “Hemos tratado de ser muy prudentes en prometer esta autovía. Como Estado nacional habíamos tomado un compromiso que se materializó en campaña cuando el presidente Fernández vino a Holmberg. Entonces, no sólo transitamos la arteria a intervenir sino que los intendentes expresaron la magnitud que tiene como obra por los accidentes que ha tenido y tiene ese tramo, por el tráfico que se produce en ese punto de conexión. Además, esa obra debe ser una de las más prometidas e incumplidas. Tanto que casi nadie creía que pudiera hacerse”, indicó el funcionario.

Agregó que la autovía a Holmberg es uno de los proyectos que estaban muy avanzados pero que quedaron sin ejecutar en el gobierno anterior por trabas administrativas. “Hubo obras que se licitaron y nunca se terminaron de aprobar los proyectos ejecutivos. Entraron en una variable burocrática, como ocurrió con este proyecto, y todo nuestro equipo ha trabajado muy intensamente para poder comenzar a ejecutar la autovía después de haberse licitado hace ya bastante tiempo. Son obras estratégicas. La autovía tiene una gran importancia para la seguridad de la gente y para la jerarquización de los accesos en lo que va a ser una de las 24 capitales alternas del país”, planteó Gill.

Según consta en el detalle técnico, la obra consta de una duplicación de calzada y construcción de una nueva traza que evitará cruces con la trama urbana, “dado que la ruta 8 en el tramo Río Cuarto - Holmberg tiene uno de los niveles de tráfico más altos de la provincia, con un flujo vehicular diario de aproximadamente 12.000 vehículos”.

La construcción arrancará desde Río Cuarto, a unos 200 metros de la intersección de la ruta 8 con la Avenida Sabattini, y se extiende hacia Santa Catalina, donde se inicia la denominada “Variante de Holmberg”.

El proyecto termina una vez que la variante empalma nuevamente con la traza de la ruta 8.

La primera etapa, que contempla una inversión de 5.500 millones de pesos, implica la ejecución de 7 kilómetros de proyecto. En la segunda etapa se analizará proyectar una variante que se emplazaría en un camino ya expropiado y que tendría características de autopista.

“Hemos trabajado en el marco de las políticas de reactivación que el ministro Katopodis y el presidente Fernández nos han planteado para toda el área de obra pública. En este caso, era una obra que había avanzado en la licitación pero se había interrumpido por cuestiones burocráticas. A los trabajos los va a ejecutar una empresa radicada en la zona, la firma Luciano. Ya había ganado la licitación y han logrado reactivar el contrato original. Por supuesto, ahora se actualizan los volúmenes de obra conforme a los precios y el esquema de redeterminaciones”, indicó Gill.

Y agregó: “Hemos hablado con la empresa y tiene un fuerte compromiso con esta obra. Son capitales de la zona, tienen una planta en un lugar cercano, ya han movilizado un conjunto de equipos y están armando el obrador. Si bien en las primeras semanas va a ser más un trabajo preparatorio, cuando la obra esté totalmente en marcha va a significar unos 200 puestos de trabajo directos e indirectos y tienen la decisión de tomar mayoritariamente trabajadores de la zona”.

El secretario de Obras Públicas de la Nación destacó el efecto que tendrá esta obra sobre la actividad económica en Río Cuarto y la zona: “Estamos contentos porque en un contexto tan difícil estamos poniendo en marcha obras que tienen un volumen estratégico para las localidades del interior. Seguramente, habrá futuras mejoras integrales en la ruta 8 en una extensión mayor pero éste es el tramo más importante por la densidad de vehículos y por la accidentología que se ha registrado. Son obras que generan trabajo directo, solucionan una problemática y también implican trabajos indirectos porque hay plantas, logísticas, transporte, seguridad, empresas que prestan servicios colaterales. Son obras que dinamizan y generan un efecto directo en la economía”.