Presupuesto | millones | fondos

Se presenta el Presupuesto y los rectores piden 24% de incremento

El planteo es más moderado que los de los últimos años, en los que reclamaron hasta el 100% de recomposición. Estaría incluso por debajo de la pauta inflacionaria prevista por el Gobierno, que rondaría el 28% para 2021.

Dentro del Presupuesto que el gobierno nacional presentará hoy en Diputados hay un anexo específico para el conjunto de universidades nacionales del país con los recursos que tendrán disponibles para el año próximo. La cifra aún no se reveló, pero sí las pretensiones de los rectores que como cada año elevan un pedido al Ministerio de Educación para que éste incluya esa estimación en el cálculo general de la cartera. El planteo de los rectores establece una recomposición del 24% frente a los fondos asignados por el Presupuesto 2020. En números concretos, desde el CIN salió una planilla de Excel con una cifra final de $ 242.452.727.439. Allí hay varios ítems relevantes, aunque el más abultado lógicamente es el de salarios, que se lleva casi el 90%. Y con respecto a ese punto, hay una aclaración en el planteo de los rectores porque dejaron en blanco el ajuste de sueldos que pueda existir hasta fin de año y que naturalmente se debería sumar al resto del detalles establecido en la hoja de cálculo. Y luego, también se agregarían, como cada año, las paritarias correspondientes a 2021.

Un punto a destacar, no por su partida solicitada sino porque es la primera vez que aparece -al menos hasta acá en la elevación de los rectores- es el renglón del “Desarrolllo de Extensión”. Es una novedad para el presupuesto universitario que incluye 500 millones de pesos y que proyecta el trabajo territorial de las casas de altos estudios del país. Es un distintivo de esta propuesta y que los rectores destacan y esperan que pase el filtro de los ministerios (el de Educación y el de Economía) y finalmente sea atendido por los diputados y senadores.

Por fuera de esa proyección realizada por los rectores, deben sumarse las partidas originadas en otros ministerios y que tienen como destino a las universidades, como por ejemplo las de Obras Públicas. En ese caso puntual, los rectores estiman que habrá partidas por unos 10 mil millones de pesos para distribuir. Puntualmente allí se encuentran los fondos necesarios para realizar la batería de aulas en el campus de la UNRC, por ejemplo.

Lo cierto es que los rectores admiten que hubo “extrema prudencia en el marco de la pandemia” para proyectar un presupuesto posible de lograr.

Es que en términos comparativos, la cifra así planteada se ubica por debajo de lo proyectado en inflación para el año próximo. Si los recursos de las universidades aumentan 24% y los precios de la economía lo hacen el 28% (una estimación optimista de la cartera que conduce Martín Guzmán), habrá un deterioro en términos reales de los fondos. Sin embargo, desde el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) dan por descontado que habrá mejoras en los salarios antes de terminar 2020 y eso terminará de compensar el efecto inflacionario.

De los últimos cinco períodos, contando desde 2017, los presupuestos universitarios le ganaron en dos oportunidades a la inflación, mientras que perdieron en tres, si se toma como cerrado el cálculo del año próximo. De todos modos, en el acumulado, y aún dando por terminada la estimación de 2021 y que sea la propuesta del CIN la que se apruebe en el Congreso, el acumulado termina siendo casi un empate entre recursos y suba de precios, con una leve inclinación a favor de los fondos universitarios.

En particular, este año también se estima la proyección inflacionaria de Economía en la comparación con el Presupuesto. Según las cifras oficiales, a diciembre los precios subirían el 32% y las partidas entre este año y el anterior crecieron 58% al pasar de $123.507 millones a $195.565 millones este año.

El otro incremento fuerte para el sistema se dio en 2017, cuando alcanzó el 50%, superando ampliamente a la inflación, ventaja que después perdió en los dos años siguientes. Hoy, cuando ingrese la carpeta a Diputados, se sabrá si efectivamente la propuesta de los rectores fue tenida en cuenta por Economía, y cómo será el poder de compra real en 2021.