Villa María | actividades | proyecto | ordenanza

Promueven la instalación de dispositivos que miden el dióxido de carbono

Para ello solicitan la asistencia financiera y facilitación para la adquisición por parte de la Municipalidad

Desde el bloque Vamos Villa María presentaron un proyecto de ordenanza con el fin de promover el uso de dispositivos que detectan la concentración del dióxido de carbono en ambientes cerrados o poco ventilados.

En este sentido, según los concejales, científicos comprobaron que la concentración de este compuesto químico permite la proliferación del Covid. Detallaron que esto es porque al respirar o hablar se emiten gotas finas que quedan en el ambiente, siendo la aerolización el medio de contagio.

Por este motivo, solicitaron que escuelas, el sector gastronómicos, dependencias públicas, academias de danza y demás espacios en los que concurren varias personas posean este dispositivo.

Asimismo, establecieron un plazo de reglamentación de esta normativa fijado en 90 días. Además el Municipio deberá asistir financieramente y facilitar la adquisición de los detectores en las actividades necesarias.

Ordenanza

El recinto aprobó ayer por unanimidad el proyecto presentado. En sus artículos es establecida la importancia de poseer estos dispositivos.

Asimismo, la presidenta del bloque de la minoría, Karina Bruno, sostuvo que es una medida que permitirá a los diferentes sectores desarrollar sus actividades con mayor normalidad evitando la propagación del Covid.

“Pretende ser un aporte y un instrumento más en esta realidad que nos toca atravesar”, aseguró la edil y agregó: “Esto intenta ser un aporte porque claramente vamos a vivir con esta situación mucho tiempo”.

Sobre los detectores, expuso que intentan dar una herramienta más ante la realidad sanitaria que acontece sin que las actividades se vean rescindidas.

Por ello, señaló que permitirá evitar decisiones que “son mucho más restrictivas y que no permiten llevar adelante más actividades”.

Municipio

El Departamento Ejecutivo Municipal, según la ordenanza aprobada, va a tener “un rol clave en la implementación” de esta normativa.

Al respecto, el órgano legislativo local estableció que deberán definir quiénes son “los que necesitan estos detectores y mediar para que posean estos artefactos instalados”.

Sobre la determinación respecto a quiénes necesitan los detectores, esclarecieron que dentro de las actividades habrá quienes no necesiten de los artefactos.

“La intención es brindar una solución para que no tengan que cerrar sus puertas, que a veces el Estado se ve limitado en asistirlos económicamente con un subsidio que después no llega a cubrir algo importante”, señaló Bruno.

A modo de continuidad, expuso que aportando con el dispositivo, “les da una solución concreta, que sirve y les permite seguir trabajando que es lo que la gente quiere”.

Por otro lado, comentó que en Argentina hay al menos 14 empresas que los fabrican y que incluso están incluidas en el Programa Ventilar, lo que permite el acceso con un costo diferenciado.

También que la ciudad cuenta con instituciones donde podrían involucrarse en el proyecto.

“La idea es tener una herramienta más para prevenir, para tener ambientes más sanos y permitir que todas las actividades puedan tener de a poco un ritmo normal sin dejar de tener en cuenta las medidas sanitarias”, cerró.