Deportes | Argentino | torneo Provincial |

"Salgo de la zona de confort para crecer y disfrutar con Argentino de principio a fin"

Andrés Vincenti consideró: "Nos preparamos muy bien, con tiempo para llegar al 100% al debut. Afrontaremos un torneo duro, en una zona con un Alumni campeón de la Liga Villamariense y dos rivales de la Bellvillense"

Andrés Vincenti fue el primer refuerzo que incorporó Christian Romero para Argentino, con miras a su participación en el Torneo Provincial 2023.

Luego de militar en Atlético Ticino en el Torneo Regional Federal, el defensor de Rivadavia de Arroyo Cabral tendrá su primera experiencia en un certamen de la Federación Cordobesa, en el que su padre Gustavo fue protagonista principal en numerosas ocasiones, y por su pasión y la de su familia (su mamá Karina y su hermana Ángeles), es imposible no ilusionarse con jugar una final como su papá.

Destacó: “Estoy feliz por esta invitación de Christian (Romero), al que tuve como DT en 2018 en Rivadavia. Estamos entrenando a full en la pretemporada con el profesor Eduardo Bassi. No es fácil el cambio de club, pero quiero disfrutar con este hermoso grupo que se está armando en Argentino, de un gran torneo Provincial como el que se viene”.

Debutó a los 16 años en Rivadavia, donde el apellido Vincenti tiene un peso específico. Explicó los motivos de su nuevo desafío. “Desde muy chico jugué en el ‘verde’. Complica acomodar los horarios con el trabajo y viajar, pero quiero crecer, aprovechar esta oportunidad y dar lo mejor”.

“Crecer y dar lo máximo”

Descartó que “pueda sentir por otro club lo que siento por Rivadavia, porque es un amor de familia, desde que mi viejo jugaba en el club, y ahora me toca a mí. Pero Argentino me recibió muy bien. Es complicado salir de la zona de confort, pero será muy lindo poder aprender y crecer como jugador y persona en esta temporada”.

Destacó que “en Argentino me abrieron las puertas de la mejor manera. Decidimos pedir el pase por todo el año para que le sirva al club y para que me pueda adaptar bien, sin apurarme en terminar el Provincial para volver a Rivadavia a jugar la Liga Villamariense”.

Insistió en que “jugar un torneo superior permite crecer, ese roce suma experiencia, permite conocer otros jugadores y otros rivales y clubes. Será motivante porque enfrentaremos a un Alumni campeón de la Liga Villamariense y a dos duros equipos de la Bellvillense. Argentino es un gran club, trabaja bien, y nos estamos preparando para dar lo máximo”.

Recuerdos que no voy a olvidar

Reconforta saber que “el DT está interesado en contar conmigo, pero también jugar con grandes futbolistas como tiene este club. Es un equipo que siempre intenta ser protagonista, y un gran torneo para disfrutar de principio a fin”.

Señaló: “No dudé porque nos entendimos desde el primer día cuando me llamó por teléfono. He jugado de ‘3’ con él, y en Rivadavia también lo hice mucho como central. En ambos lugares me siento cómodo. Jugaré donde le sea útil”.

Considera que “Christian tiene un paladar especial. Su propuesta me identifica y le gusta a la gente porque siempre piensa en atacar, desde que empieza hasta que termina un partido. Para un defensor es una tarea complicada porque hay más gente en ataque, pero a la vez sabés que goles vamos a hacer en cualquier momento”.

Reseñó: “Jugué con ‘Lana’ Díaz en Rivadavia y es un crack. Con ‘Pulpo’ Ñañez y Facundo Ledesma nos enfrentamos en el clásico. Son muy buenas personas y me recibieron muy bien desde el primer día que entrenamos”.

Sostuvo que “lo que pasa en la cancha queda allí. Somos todos laburadores y amamos el fútbol”.

Tiene la misma humildad que su padre, idéntica entrega, y aunque las comparaciones sean odiosas, las sabe llevar porque es inevitable por el reconocimiento que se ganó Gustavo en la Liga. “Lo vi poco y nada. Era chico y no recuerdo mucho. Hablamos y tengo presente los viajes a los Provinciales, por todo el territorio cordobés”.

Se esfuerza y resalta sobre aquellas caravanas del “verde” cabralense por “Villa Ascasubi, Las Higueras, Laboulaye. Me cuenta de otras por Serrano y la final de Pascanas. Yo espero que me toque vivir parte de todo eso”.

Agregó: “No terminó de la mejor manera para Rivadavia, pero esa final en Pascanas y otras semifinales fueron fruto de ganar muchos partidos y avanzar instancias. También me cuenta de Chaco, Misiones y Rafaela, cuando jugaron el Torneo del Interior. Los recuerda con mucha emoción”.

Cuenta que “hablamos de fútbol. La gente es la que nos compara, especialmente en el club. Mi padre hizo historia en Rivadavia y me enorgullece. Heredé el mismo amor por el club, y así como él tuvo la oportunidad de jugar en Alumni y en Rivadavia varios torneos superiores, también me gustaría vivir ese tipo de experiencias, como me pasó en Ticino, y también ahora en Argentino”.

Del primer paso al sueño

Comentó que “la rivalidad entre Alumni y Argentino existirá. Habrá mucha gente en esos partidos”.

Añadió que “Alumni viene de ser campeón después de varios años con un gran equipo. Argentino armó otro gran equipo, se sumaron buenos jugadores a una gran base de divisiones inferiores que tiene este club, y será muy lindo jugar en la misma zona”.

Destacó que “el profesor Bassi diagramó una gran pretemporada, con muchos trabajos con pelota. Llegaremos al 100% al debut”.

Su historia de vida a los 22 años es similar a la de muchos jugadores, pero tiene muy claro desde la cuna que se puede jugar, trabajar e incluso pretende volver a estudiar kinesiología, para seguir ligado al fútbol. “Todos en el fútbol local trabajamos. En la fábrica láctea de Arroyo Cabral trabajo una semana por la noche y no puedo entrenar con el plantel. Armamos un plan para entrenar por la tarde con el profesor Bassi en forma individual, y aunque hace calor, es la hora en la que se jugarán los partidos”.

Estimó: “Te cambia el sueño trabajar de noche. Me cuido con la comida y trato de descansar bien para poder realizar el esfuerzo”.

Su primer Provincial será “una gran experiencia. Alumni es el campeón en Villa María y los equipos bellvillenses siempre son duros. Argentino tiene un gran equipo, que arrancó a mediados de diciembre la pretemporada, para no regalar nada en el debut”.

Del equipo dijo: “Será ofensivo y protagonista. Atrás estaremos bien y adelante vamos a lastimar. Me sorprendió la calidad de jugadores que hay. Será Christian Romero quien tenga el problema para elegir. Es una experiencia linda, hay que dar el primer paso el 22 y soñar con llegar a la final”.

vincenti y manada.jpg