Villa María | Arroyo | regional | equipos

Arroyo: "Las medidas que se toman para evitar la circulación viral hacen que la tasa de infectados sea baja"

El director del Hospital Pasteur y del COE regional afirmó que el pico de contagios se retrasa por la cuarentena

“Las medidas que se toman para evitar la circulación viral hacen que la tasa de infectados sea baja hasta el momento”, afirmó Sergio Arroyo, director del Hospital Pasteur y titular del Centro de Operaciones de Emergencias Regional.

El profesional de salud habló de varios temas como la utilización del barbijo o tapabocas, el pico de contagio en las próximas semanas y las medidas que se toman en el nosocomio local para enfrentar la pandemia.

En cuanto al pico de contagios, Arroyo explicó: “Las medidas que se toman hacen que la circulación viral se presente cada vez más tarde. Por eso, el ‘quedate en casa’ tiene estos resultados. A mitad de abril, en nuestra región, no hay circulación viral. Evitar el contacto de persona a persona va a prolongar que el virus circule en nuestra comunidad. Este tiempo permite organizar la estructura sanitaria, no sólo lo público, sino lo privado de toda la región. El COE está formado por muchas instituciones para coordinar la estructura sanitaria que comprende cuatro departamentos. Un área programática de casi 400 mil personas.

-¿Cómo es el cuidado de médicos y enfermeros?

-Se viene trabajando hace varias semanas en la capacitación e implementación de los protocolos que se van actualizando regularmente desde Nación y Provincia. Tiene que ver con la manera en que utilizamos los equipos de protección personal. El objetivo número uno de los protocolos es cuidar a quienes nos cuidan. Por eso, tenemos que garantizar que los equipos de salud utilicen de forma correcta los insumos para protegerlos.

Arroyo habló también de los casos conocidos en el departamento, poco más de una veintena, y de la eficacia de la cuarentena. “Todos han sido importados, tienen un nexo epidemiológico que justifica el contagio. Las medidas que se toman para evitar la circulación viral hacen que la tasa de infectados sea baja hasta el momento. Eso no quiere decir que no va a llegar. Nos da un tiempo importante para que los equipos de salud se organicen y estén a la altura de la circunstancia cuando llegue el primer pico”.

-La gente ya comenzó a utilizar masivamente el barbijo a pesar de la no obligatoriedad. ¿El COE regional puede determinar la obligatoriedad?

-El COE regional es un satélite del COE central, no toma determinaciones propias. Respecto al barbijo, hay muchos estudios que avalan que no corta la cadena epidemiológica, que no es preventivo. De cualquier manera, vamos aprendiendo lo que ocurre en otros países. El que contiene el virus tiene un límite en la diseminación y el que lo usa sin que lo tenga es otra barrera que disminuye el contacto con la gota gruesa de una persona que esté a menos de dos metros. Además hay movimientos que llevan a tocarse la cara, que por tocar un lugar en que haya habido gota gruesa con virus, se hace una autoinoculación a través de las manos. Por eso el lavado continuo de manos es otra de las recomendaciones esenciales junto con la distancia.

En cuanto al uso, Arroyo señaló que en cualquier aproximación con otra persona a menos de dos metros, “el barbijo actúa como barrera”. “No está totalmente demostrado que el virus queda en suspensión en el aire. Hasta ahora se sabe que está en gota gruesa y cae a menos de un metro y medio”.

-¿Vamos camino a utilización obligatoria?

-La respuesta es una opinión personal. El hecho de que se tenga un tapaboca, o medida de protección, es un mecanismo más va que viene a sumar.

-¿Está preparado el Hospital Pasteur para una mayor demanda de pacientes con Covid 19?

-Esa es la idea, hay una primera etapa de readecuación con salas críticas y no críticas, con respiradores, monitores, bombas y todo lo que requiere la complejidad de una terapia intensiva. Si la curva se da de forma gradual, creemos que la estructura sanitaria que conforma la red pública y privada debería estar preparada para dar respuestas sin mayores problemas.