Nacionales | cambio | Buenos Aires | tiempo

El gobierno bonaerense dijo que no se ocultaban datos de muertes

El ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan, afirmó ayer que "no se ocultaban datos" sobre fallecidos por coronavirus sino que "llegaban atrasados" y eso "se está corrigiendo", al tiempo que advirtió que la ciudad de Buenos Aires "tiene el mismo retraso" y "si aplicara el mismo método tendría un crecimiento de casos".

Gollan se refirió así a la polémica que se generó luego del cambio de sistema para la carga de datos sobre muertes por Covid-19, que registró 3.500 nuevos decesos, y que Juntos por el Cambio calificó como "irresponsable", lo que llevó al ministro a advertir que "cuando aparezcan los números de los distritos opositores les va a pasar lo mismo".

"No se ocultaban datos, llegaban atrasados. Eso estamos corrigiendo", afirmó el titular de la cartera de Salud en declaraciones radiales, al tiempo que sostuvo que ahora se está "exponiendo en tiempo real lo que se venía informando con cierto retardo", porque "no hay una cultura de cargar datos por parte de algunas clínicas y sanatorios".

Problema de los efectores

En este sentido, remarcó que "es un problema de los efectores" de salud y que el cambio que hizo la provincia al unificar la información de todas las bases de datos dejó "manifestado el atraso en todas las provincias donde hubo muchos casos".

Retraso porteño

"La ciudad de Buenos Aires viene reportando los fallecimientos con el mismo retraso. Si aplicara el mismo método, habría un crecimiento de casos", aseguró Gollan y sostuvo que en el distrito porteño "puede haber una relación similar en porcentajes" con lo ocurrido en la provincia, donde la variación por el cambio de sistema fue del "del 30%", según indicó.

Ante las críticas de la oposición, el ministro apuntó: "A los que quieren hacer un uso político de esto, les digo que se cuiden porque cuando aparezcan los números de los distritos opositores les va a pasar lo mismo".

Más temprano, el viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, también afirmó que "en el resto del país falta hacer ese trabajo" porque "tienen el mismo problema" de retraso en la carga de datos y reconoció que en Buenos Aires conocían esta situación hace algún tiempo.

En una entrevista con el programa Tesis Política, que conduce Román Lejtman en Radio Rivadavia, el funcionario provincial fue consultado sobre desde cuándo sabían del dato de los nuevos muertos: "Desde algunas semanas", respondió.

"Lo encontramos -por los datos de los fallecimientos- pero entendíamos que estaba sucediendo esto. Lo que empezamos a hacer fue enviar notas a cada institución, a cada sanatorio, y les decíamos `mirá que encontramos esto, esto y esto´, que en el fondo siempre se iba a encontrar pero se iba a encontrar más tarde", enfatizó Kreplak.

Además, subrayó que "en la provincia de Buenos Aires está saldado ese error pero no en el resto del país" y agregó: "Nosotros pusimos a disposición el sistema para que todos los distritos y la ciudad de Buenos Aires lo puedan usar".

Inmediatamente, los diputados nacionales de Juntos por el Cambio que representan a la provincia de Buenos Aires criticaron con fuerza el salto que se produjo en el número de muertos y afirmaron que "la pretendida `actualización´ de las cifras de fallecidos es un acto de irresponsabilidad manifiesta".

"Ocuparon gran parte de su tiempo en confrontar irracionalmente con el Gobierno porteño, en manipular cifras de fallecidos y en imaginar escenarios apocalípticos que jamás se cumplieron", se quejaron los legisladores nacionales de Juntos por el Cambio.