Provinciales | Carne | Troceo | frigoríficos

Después de la prórroga del troceo, frigoríficos esperan una convocatoria

La polémica por el cambio en la comercialización, con el argumento del cuidado de la salud de los trabajadores, generó una fuerte tensión en la cadena. El Gobierno dijo que abrirá el diálogo pero por ahora no hay señales

Después de la fuete tensión que se vivió hasta el fin de semana, horas antes de que se ponga formalmente en marcha el nuevo sistema de comercialización de carne vacuna, que finalmente se prorrogó, los frigoríficos y matarifes esperan una pronta convocatoria del Gobierno nacional para comenzar a discutir una alternativa al sistema que se había anunciado y que ponía fin a la media res para pasar a un modelo de troceo por piezas que no excedan los 32 kilos. La iniciativa se impulsó bajo el argumento de proteger la salud de los trabajadores encargados de la descarga de la media res de los camiones, que reciben más de 100 kilos en sus espaldas. Eso sumó además un planteo de la OIT. Pero ese cuidado de salud derivó en una puja por el sistema de comercialización que colocó a los grandes frigoríficos exportadores apoyando la posición del Gobierno, mientras el resto de los eslabones de la cadena cárnica planteó su rechazo al troceo. Todos se mostraron a favor del cuidado de la salud del trabajador. Pero el planteo de los frigoríficos, matarifes y el resto de los actores del sector fue implementar un sistema mecánico de descarga.

Sobre esas dos posiciones el Gobierno deberá intentar alcanzar un acuerdo, que hasta acá no logró.

Lo cierto es que hasta ayer no había ni siquiera una resolución formal publicada en el Boletín Oficial que establezca la prórroga de 75 días que se resolvió el sábado sobre la puesta en marcha del troceo. Tampoco una convocatoria para retomar la discusión.

“Creemos que no hay ningún avance con la prórroga. Esperamos que a partir de ahora haya un avance hacia la comercialización; pero eso no es lo que se observa por ahora. Y el otro elemento es el tiempo porque hasta el 15 de diciembre hay tiempo, porque en esa fecha se termina el año y vamos a aparecer a mitad de enero, cuando nuevamente se vence el plazo. Si no apuramos esta discusión, la prórroga va a diluirse”, señaló una fuente vinculada a la cadena cárnica que espera un llamado del Gobierno.

Por otra parte, quienes se opusieron al troceo insistieron en la necesidad de implementar un sistema mecánico y continuar con la media res. Eso, insisten, evitaría una serie de mayores costos que insumiría el nuevo esquema pretendido por el Gobierno y los frigoríficos exportadores nucleados en el Consorcio ABC. “Hubo prórroga, pero no ganamos nada. Eso lo tenemos que saber”, agregó la fuente consultada.

Los matarifes están confiados en que el Gobierno habilitará la descarga mecánica de la media res

La Cámara de Matarifes (Camya) mostró su satisfacción por el freno que impuso el Gobierno a la puesta en marcha del troceo que debía iniciarse en la jornada de ayer, pero que postergó por 75 días.

El coordinador Federal de la Cámara de Matarifes y Abastecedores, Ariel Morales Anton, remarcó que “queremos la implementación de manera rápida del sistema mecánico de descarga para cuidar al trabajador y al mismo tiempo poder seguir operando normalmente. Por eso confiamos en que a partir de ahora el Gobierno va a avanzar en la implementación de esta alternativa que pedimos junto a otros eslabones de la cadena”.

Morales Anton destacó que “logramos juntar a los actores más importantes de la carne en la sede de la Sociedad Rural Argentina; allí estuvieron desde consignatarios hasta frigoríficos de consumo interno, matarifes, algunos productores y elevamos un petitorio al ministro Sergio Massa para pedirle la suspensión de la norma. Después se sumaron frigoríficos y cámaras de consumo interno y el Gobierno decidió prorrogarla por 75 días. Desde Camya pedimos que se incorpore en la resolución utilizar los medios mecánicos ya que estamos de acuerdo con que el bajador de carne deje de llevar 100 kilos al hombro. Y después de eso sentarnos el año próximo para ver cómo seguimos con la comercialización de carne en Argentina”, insistió.

¿Creen que hay voluntad del Gobierno de avanzar en la implementación del sistema mecánico como plantean?

Creo que hay buena voluntad de incorporar los medios mecánicos, pero hay que sentarse a detallar el cómo aplicarlo junto con los organismos del Estado, como Senasa. Pero creo que el Gobierno está de acuerdo en proteger al trabajador, no descargar más la carne al hombro.

¿Quién se hará cargo de esa nueva infraestructura?

El costo de la nueva infraestructura lo deberá asumir el matarife para seguir trabajando de manera normal.