Internacionales | carteles | triunfo | peso

Boric y Piñera iniciaron la transición presidencial en Chile

El presidente electo y el saliente compartieron ayer una reunión protocolar y luego un encuentro de índole privada, en el Palacio de la Moneda. Asumirá el 22 de marzo de 2022

Los presidentes electo y saliente de Chile, Gabriel Boric y Sebastián Piñera, respectivamente, dieron inicio formal ayer a la transición con un encuentro en el Palacio de la Moneda, un día después de que el candidato de izquierda hiciera historia y ganara las elecciones por amplio margen.

En las puertas de La Moneda, Boric, que con 35 años es el mandatario electo más joven de la historia reciente de Chile, se tomó algunos minutos para acercarse a saludar a cientos de partidarios que lo esperaban con carteles de apoyo y al grito de "se siente, se siente, Boric presidente".

Tras ingresar al palacio de Gobierno, en la ciudad capital de Santiago, Boric, vestido con saco oscuro y camisa sin corbata, fue recibido y saludado con un apretón de manos por el conservador Piñera, ambos con un barbijo celeste por el coronavirus.

“Bienvenido a La Moneda. Que tenga una buena gestión de gobierno”, dijo Piñera a Boric, además de felicitarlo por su triunfo.

Tras el saludo, la reunión pasó a ser privada, y se esperaba que Boric hiciera luego unas declaraciones a la prensa, según adelantaron asesores.

Boric derrotó el domingo al candidato ultraconservador José Antonio Kast por más de diez puntos, con un 55% de los votos contra un 44,1%, en el balotaje más polarizado desde el retorno de Chile a la democracia tras la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

El joven diputado y exlíder estudiantil asumirá la Presidencia en marzo próximo, luego de ser, además del más joven, el presidente que recibió la mayor cifra absoluta de votos en la historia del país, con 4.620.671.

Boric llegó al poder como candidato de una amplia coalición de izquierda, en un Chile en medio de una transformación política luego de una ola de protestas populares en 2018 en reclamo de un cambio de raíz al modelo económico neoliberal herencia de la dictadura pinochetisa, que Kast reivindicaba.

El presidente electo ha prometido un fuerte giro hacia un Estado de bienestar, pensiones públicas garantizadas, salud y educación universal y de calidad, y respeto a los derechos humanos.

Con los inversores esperanzados de un triunfo de Kast, el candidato del mercado, la Bolsa de Valores de Santiago cayó ayer 6,83% en la apertura, y el peso, la moneda chilena, se depreció fuertemente frente al dólar, el 3,02%

La elección registró una participación histórica, con 55,6% de los más de 15 millones de votantes habilitados, cerca de 8,3 millones.