Nacionales | consultora | relevamiento | indumentaria

Según consultoras, la inflación se habría desacelerado levemente en noviembre y aun así llegaría a 3%

En septiembre y octubre, el costo de vida fue de 3,5 por ciento

La inflación de noviembre habría registrado un aumento en los precios minoristas de alrededor del 3%, según indican las estimaciones de las consultoras privadas, mostrando un leve desaceleración respecto de los dos últimos meses.

Si bien las proyecciones muestran una desaceleración en el precio de los alimentos, tras el congelamiento dispuesto por el Gobierno, la inflación se mantendría en valores altos, pero por debajo del 3,5% que el indicador mostró en octubre y septiembre.

Con las proyecciones de noviembre, el índice de precios al consumidor que el Indec difundirá el próximo martes, mostraría un acumulado anual en torno del 51%, superior a la última estimación del Ministerio de Economía del 45,1%.

Ya en los primeros diez meses del año, el indicador acumulado desde enero pasado alcanzó el 52,1%.

Según el relevamiento del estudio Ferreres & Asociados, la inflación de noviembre se situó en el 2,9%, impactada por los precios de gastos en la vivienda, indumentaria y transporte y comunicaciones.

La Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (Fiel) estimó un alza de precios minoristas del 3%, mientras que para la consultora Seido llegó al 3,5% en noviembre y al 52,6% en los últimos 12 meses.

El análisis de Equilibra indicó que el IPC para noviembre mostró un aumento del 3,3% respecto de octubre, lo que arroja una inflación acumulada de 46,5% y un alza interanual de 52,3%".

El pronóstico de la consultora Ecolatina señala que la inflación se ubicó en 3,2%, con una suba mayor en alimentos, en particular la carne, y estimó que desde enero la suba de los precios fue del 44,2%.

El relevamiento de Eco Go Consultores proyectó que el alza del costo de vida fue del 3,2% para el mes pasado y 51,5% en los últimos 12 meses.

La Consultora Focus Market relevó que "la inflación general parte del 3% en noviembre, con desaceleración de la categoría alimentos y bebidas al 2,8 por ciento, mientras que los rubros de indumentaria y vivienda están por encima del indicador general, superando en ambos casos el 4% de inflación mensual.

El pronóstico de C&T, la misma medición para el Gran Buenos Aires, registró un alza de 2,6% mensual en noviembre, menor que el 3,7% de octubre y el 3,2% de noviembre de 2020, mientras que la variación de los últimos doce meses fue de 51,4%".

Los rubros que habrían impactado mayormente en noviembre habrían sido los de la educación, por el aumento autorizado a diversos colegios privados, seguido de esparcimiento por los precios del turismo, y la indumentaria.

El rubro alimentos y bebidas se habrían moderado por el congelamiento de precios que el Gobierno dispuso a fin de octubre y, según la consultora LCG, "en la quinta semana de noviembre la suba de precios de los alimentos promedió 1,1%, desacelerando 0,7 puntos porcentuales respecto de la anterior y alimentos presentó una inflación mensual de 3% promedio en las últimas 4 semanas y 4,5 por ciento punta a punta en el mismo período".

Canasta básica

Mientras tanto, los precios de la canasta básica alimentaria, que incluye artículos prioritarios de consumo masivo, habrían registrado en noviembre un aumento del 2% respecto del mes anterior, según un relevamiento de la consultora Focus Market.

En cambio, los precios de artículos de la canasta básica, que abarca alimentos y bebidas y no solamente los productos esenciales, treparon un 2,8%.

De confirmarse la proyección de la suba de la canasta básica, la variación sería la más baja desde agosto pasado, cuando treparon 1,5%, según las cifras del Indec.

Con la excepción de agosto, en el rubro alimentos y bebidas no alcohólicas de ese mes, habría que remontarse a noviembre del año pasado, cuando el indicador registró un alza del 2,7%, para encontrar una cifra más baja.

A partir de agosto del año anterior los aumentos del sector oscilaron entre un 3% y 4,5%, y en muchos meses superaron los indicadores del nivel general de precios.

Impacto del congelamiento

Según la consultora que dirige Damián Di Pace, "durante el mes de noviembre, la búsqueda de congelar precios en la canasta básica alimentaria parecería dar resultado" .

El director de la consultora estimó: "De esta manera, los efectos del congelamiento que habían pasado de largo en el mes de octubre, se notaron con mayor incidencia en la variación de precios del mes pasado".

El relevamiento de Focus Market indica que la canasta trepó en términos interanuales 47,8% y una familia de cuatro integrantes, dos de ellos menores, necesitó $ 35.482 para cubrir los gastos básicos en alimentos.

En noviembre, de acuerdo con el informe, los productos que más subieron fueron el café (11,7%), el pan (6,6%) y galletitas dulces (6,1%).

En la comparación interanual el café también encabeza la lista (86%), seguido por las frutas (72%) y el aceite (72%).

Di Pace agregó que las cadenas de supermercados "se muestran como las grandes ganadoras, en un contexto de congelamiento de precios, porque allí se pueden encontrar los productos incluidos en acuerdos en sus diferentes versiones, con un crecimiento del 6% en las ventas en noviembre.

"El canal mayorista también muestra crecimiento, con una recuperación del canal autoservicio en formatos de hasta 500 metros cuadrados en el mismo mes", agregó Di Pace.

Suba de 2,6%

De acuerdo con la consultora Consumidores Libres, su canasta básica de alimentos tuvo un incremento de 2,6% en noviembre y suma en el año un alza del 48%, superior al 41,2 de octubre que registró el Indec.

La entidad que lidera el exdiputado Héctor Polino relevó que en noviembre los productos de almacén subieron 2 por ciento, encabezados por el arroz (6,7%), huevos (4,6%), carnes 3%, mientras que las frutas y verduras subieron un 2%, con fuertes subas en berenjena (26,3%) y papa negra (7,7%) y bajas en el tomate perita (12,5 por ciento).