Política | Cristina Kirchner | uom | Elecciones

Cristina Kirchner dijo que hará "lo que tenga que hacer para que el pueblo se organice"

Planteó la necesidad de que la gente "pueda recuperar la ilusión, la fuerza y la alegría". Señaló además que no se arrepiente de haber tomado la decisión de que Alberto Fernández encabezara la fórmula presidencial en 2019

La vicepresidenta Cristina Kirchner afirmó ayer que hará "lo que tenga que hacer" para que los argentinos puedan "organizarse en un proyecto de país", de cara a las elecciones presidenciales del año próximo.

"Saben que, como siempre, voy a hacer lo que tenga que hacer para lograr que nuestro pueblo pueda organizarse en un proyecto de país que vuelva a recuperar la ilusión, la fuerza y la alegría", subrayó al reaparecer públicamente en un encuentro organizado por la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) en Pilar, a poco más de dos meses del intento de magnicidio.

Saben que, como siempre, voy a hacer lo que tenga que hacer para lograr que nuestro pueblo pueda organizarse en un proyecto de país que vuelva a recuperar la ilusión, la fuerza y la alegría Saben que, como siempre, voy a hacer lo que tenga que hacer para lograr que nuestro pueblo pueda organizarse en un proyecto de país que vuelva a recuperar la ilusión, la fuerza y la alegría

En ese marco, la vicepresidenta precisó: "Éramos un pueblo alegre. Volvamos a recuperar esa alegría que tuvimos alguna vez. La alegría de que el sueldo alcanzaba, la alegría de ir al trabajo, la alegría de saber que había futuro. Esa alegría nos la merecemos los argentinos".

Al cumplirse poco más de dos meses desde el día en que intentaron asesinarla en la puerta de su domicilio del barrio porteño de Recoleta, expresó: "Hoy se cumplen dos meses y tres días de eso que todos vieron por televisión. No me di cuenta del arma que empuñaron y que pretendía en los hechos volarme la cabeza".

"Esta es mi primera salida. Quería estar acá porque después de algunas cosas no hay mejor lugar que estar junto a los trabajadores y trabajadoras", manifestó.

En esa línea, Cristina Kirchner apuntó: "La primera conclusión buena que saqué es que estos presuntos indignados que agredían, insultaban, no eran indignados, era gente pagada por empresarios que se identificaron con el anterior gobierno, con el macrismo".

La primera conclusión buena que saqué es que estos presuntos indignados que agredían, insultaban, no eran indignados, era gente pagada por empresarios que se identificaron con el anterior gobierno, con el macrismo La primera conclusión buena que saqué es que estos presuntos indignados que agredían, insultaban, no eran indignados, era gente pagada por empresarios que se identificaron con el anterior gobierno, con el macrismo

Para la vicepresidenta, "es necesario una suma fija que vuelva a darle capacidad al salario de los trabajadores", pero aclaró que no se trata de una medida que vaya "en detrimento de las paritarias".

"No es un slogan. Esto que decimos de recuperación del salario tiene que ver con que vuelva a pagarse el salario de acuerdo a la productividad también, y es algo que tienen que luchar los sindicatos con organización", argumentó.

En otro tramo de su intervención, consideró "necesario que recuperemos la capacidad de discutir sin agravios, sin violencia y con números" y pidió "reconstruir un acuerdo democrático donde las diferencias no pueden ser solucionadas con violencia".

"Me permito desde la experiencia personal hablar de un nuevo acuerdo democrático. La violencia, fundamentalmente que se ha constituido en el agravio, en el insulto, en desear la supresión del otro, sea eliminada", resaltó la exmandataria.

En ese sentido, planteó "la necesidad de un consenso económico, discutir en la mesa, no solo los partidos políticos, sino también los sindicatos y las centrales empresarias, el modelo de país y cómo vamos a hacer para salir de la economía bimonetaria".

"Es increíble. Hoy escuchamos en la televisión que alguien que presentan como lo nuevo en la política dice que el mejor gobierno que tuvo Argentina es el de la convertibilidad, el de la década del '90 y que el mejor ministro fue el de la convertibilidad (Domingo Cavallo)", señaló Cristina en alusión al economista y diputado liberal Javier Milei.

Y completó: "Hoy el tema de precios, salarios, inversión y gastos del Estado deben ser abordados desde números concretos, no desde el slogan", agregó Cristina Kirchner.

Hoy el tema de precios, salarios, inversión y gastos del Estado deben ser abordados desde números concretos, no desde el slogan Hoy el tema de precios, salarios, inversión y gastos del Estado deben ser abordados desde números concretos, no desde el slogan

Al hacer referencia a las críticas que recibe por la fórmula que propuso en 2019 junto al presidente Alberto Fernández, contextualizó: "Cuando el macrismo endeudó al país de una manera demencial yo tenía la responsabilidad, como la fuerza más representativa después de las elecciones de 2017, de que el peronismo ganara las elecciones. El escenario internacional era complejo".

"¿En nuestro país cuál era la situación? Una dirigente que tenía que tomar una decisión y que no estaba muy acompañada que digamos. No es un reproche, es una descripción. Muchos decían que el ciclo de Cristina estaba terminado. Algunos movimientos sociales no veían tan mal las ayudas que recibían. Los dirigentes de la CGT no aparecían tan decididos de enfrentar esa políticas", disparó la ex mandataria.

En ese contexto, la vicepresidenta retrucó: "Tuve que tomar una decisión y no me arrepiento. Había que votar en contra de ciertas políticas, no de personas. La verdad que es necesario representar y organizar no solo al peronismo, sino a aquellos que creen poder tener una sociedad más equitativa".

https://twitter.com/CFKArgentina/status/1588682206939336704

Al referirse a la crisis económica actual, Cristina Kirchner explicó: "Esto no empezó en el año 2019, empezó con un gobierno que decidió endeudar una vez más a la Argentina y hoy tenemos que destinar dólares al pago de la deuda externa y aceptar los condicionamientos del Fondo Monetario Internacional a las políticas internas".