Villa María | crueldad | dedos | normativa

Concurrida marcha por "Negrita"

Unas 200 personas se dieron cita en la costanera para exigir Justicia. El caso de la perra que murió atropellada cruelmente por un automovilista hace una semana se hizo popular en todo el país

Vecinos y vecinas de Villa María y la zona se convocaron este miércoles en la costanera para pedir justicia por “Negrita”, la perra raza Galgo que murió hace una semana tras haber sido atropellada y arrastrada unas 6 cuadras por un automovilista.

Cabe señalar que por este hecho la Fiscalía de Instrucción de Feria, a cargo de René Bosio, ordenó la imputación del conductor del rorado, Franco Audisio, joven de profesión cuardiacárcel, por el delito de infracción a la Ley Sarmiento, normativa que castiga los actos de crueldad hacia los animales.

En lo que respecta a la movilizavión de ayer, fueron cerca de 200 las personas que se congregaron en la esquina de Bruno Ceballos y Avenida Dante Alighieri. Desde allí, la gente se movió hacia un sector específico de la costanera, lugar elegido para plantar un árbol “en memoria de todos esos angelitos de cuatro patas que ya no están con nosotros”.

“Hacer más grande el pedido de Justicia”

Minutos antes de la concentración, Puntal Villa María charló con una de las organizadoras de la movilización, Paola Londero.

La mujer explicó que el objetivo de la marcha fue “hacer más grande el pedido de Justicia, que empezó el viernes 31 frente a Tribunales”.

Sobre el hecho en sí, que fue la muerte de “Negrita”, destacó que se trató de un episodio “triste” y “dramático”.

“Despellejar, matar y arrastrar por 600 metros a un animal hasta dejarlo tirado, merece una pena superior. Sabemos que la ley 14.346 tiene penas cortas y es excarcelable. Este año vamos a luchar para que la Ley Sarmiento amplíe ese tiempo, permitiendo que gente como este inescrupuloso, que pertenece a la fuerza, termine preso”, indicó la activista.

Londero reconoció el trabajo de la Fiscalía que intervino en el caso. “El doctor René Bosio actuó excelentemente, pintándole los dedos a esta persona no grata, y secuestrando el vehículo”, soltó.

La proteccionista acusó al automovilista de querer borrar pruebas de lo ocurrido. “Sabemos que él lavó el vehículo y que luego se ocultó. No solo se fugó, sino que borró pruebas, el delito fue peor. No sabemos si estaba alcoholizado o si había consumido alguna otra sustancia. Necesitamos que se haga Justicia por Negrita y por todos los casos que hubo en el país para crear jurisprudencia”, concluyó la mujer.

Velas.jpeg