Villa María | demanda | alquileres | casas

Creció la demanda de alquileres de casas y departamentos

Con la vuelta a la presencialidad escolar, las viviendas de un dormitorio escasean y la solicitud aumenta. Cada vez más familias dejan las casas para buscar espacios más baratos

Tras una fuerte demanda de alquileres en los primeros meses del año, debido al retorno presencial de las clases en universidades, la misma persiste y es un tema de preocupación entre quienes desean alquilar una propiedad a un precio accesible.

“La demanda este año empezó fuerte en departamentos de un dormitorio con el comienzo de clases presenciales en las universidades. Además, de los que habían rescindido contrato por la pandemia, retomaron y había mucha demanda. En diciembre y enero ya no había más e inclusive ahora están en la búsqueda”, expresó Enzo Salera, corredor inmobiliario de Villa María.

Por su puesto, la alta demanda incidió en el precio. “Visto desde el punto de vista del propietario, la renta todavía es baja, pero también depende de los ingresos mensuales de los sueldos, que son bajos también”, indicó.

Asimismo, aseguró que no se ha recuperado el valor de una renta ideal, la cual debería estar en un 1%. “En el mejor de los casos llegó a un 0,07% o un 0,08% y ahora no llega ni al 0,05%”, señaló Salera.

A modo de ejemplo, el profesional inmobiliario manifestó que un departamento promedio que cuenta con un dormitorio, tiene un costo de 6 millones de pesos, “se tendría que estar alquilando en $ 42.000 y se alquila entre $ 23.000, $ 25.000 o $ 28.000 acá en Villa María”, detalló.

En ese sentido, Salera remarcó que la demanda de alquileres en Villa María no es un caso aislado, “esto también ocurrió en todas las ciudades universitarias de la provincia, como Río Cuarto o Córdoba. En Córdoba se nos desocupó hace 15 días una propiedad y antes que nos trajeran la llave ya había 8 personas del mismo edificio que se habían enterado, en el momento de entrega de la misma, también vino el nuevo inquilino”, comentó.

Alquiler de casas

El referente inmobiliario explicó que las casas tienen un valor elevado para alquilar, por lo que las familias deciden trasladarse a departamentos de dos dormitorios que tienen un costo más barato. Cabe señalar que también se elevaron los precios de departamentos de dos dormitorios, no son solo para familias, sino que estudiantes se unieron y alquilan uno de dos dormitorios.

Un fenómeno que se presenta en la ciudad es la importante búsqueda de casas para alquilar, “cuando tenemos una casa, publicamos la oferta y en 4 o 5 horas tenemos más de 800 visitas”, precisó y añadió: “Al otro día ya tenemos documentación presentada en la oficina, gente que quiere alquilar. Es tremenda la demanda cuando hay una casa medianamente buena y con un precio accesible”, dijo.

De igual modo destacó que las zonas de la ciudad influyen en los costos del alquiler de la vivienda. “Una casa en una zona periférica repercute en el valor, tal vez esa casa de dos dormitorios se puede alquilar en $ 20.000 o $ 25.000, esa misma casa de dos dormitorios en un barrio céntrico, se alquila en un precio de entre $ 50.000 y $ 60.000 con las mismas condiciones”, estableció.

Precios

Días atrás, se conoció un informe realizado por la organización de Infraestructura de Datos Espaciales (IDECOR), dependiente del Gobierno provincial. El mismo daba cuenta que los alquileres en Villa María son los más baratos de las grandes urbes cordobesas.

“Los precios en Villa María están por debajo de lo que se alquila en la Ciudad de Córdoba”, aseguró Salera en consonancia con el resultado del informe. “Por ejemplo, se alquiló un departamento de un dormitorio en Córdoba, como no hay acá, se fueron elevando los precios y se alquiló en $50.000 que es un valor elevado”, detalló.

“Nosotros hemos alquilado departamentos acá de un dormitorio y con cochera, lo máximo, entre $ 28.000 y $ 30.000” especificó.

En ese sentido aclaró que, si hay disponibilidad de un departamento chico de un dormitorio, (que actualmente hay faltante), tal vez se alquila en precio más elevado. “En un complejo, un espacio que tendría que estar entre $ 23.000 y $ 25.000, a lo mejor te piden $ 30.000 y como no hay, lo alquilan. La demanda va mandando la oferta del precio”, destacó.

Y aclaró que, ante esta situación, las inmobiliarias no se aprovechan, “sino que la ley de oferta y demanda en este tema va mandando, tanto acá como en todas las ciudades”, puntualizó.

Salera informó que las inmobiliarias necesitan departamentos de un dormitorio, “hoy en día es lo más demandado”, señaló. “Aquellos propietarios que quieran acercarse, tenemos la necesidad ya que hay mucha gente que tiene los espacios en stand by y está a la espera de no saber qué hacer, hay mucha gente que lo tiene deshabitado”, explicó.

Más alquileres

Enzo Salera reparó en que cada vez es más difícil adquirir un departamento, casa o terreno propio, “en lo ideal, una pareja que pueda ahorrar mensualmente $ 100.000, que es mucho dinero, llegan al final del año y tienen un millón doscientos mil pesos, que con la devaluación se fue para abajo. No pueden comprar ni la mitad de un terreno en el barrio Francisco García, que son los más baratos”, se lamentó.

Y continuó: “Ya de un nivel de ingreso más alto, también se les hace difícil comprar, si tienen alguna ayuda por parte de los padres o una herencia entonces se pueden acomodar. Pero para tener un nivel de ingreso fuerte al final de año pueden llegar al terreno más barato”, completó.

El profesional inmobiliario hizo referencia a que el Estado no está ejecutando viviendas y que cada vez hay más demanda, “hay más gente desprotegida a nivel laboral y vemos que están buscando viviendas desesperados”, dijo. Y agregó: “Nos causa dolor no poder ayudar, pero también tenemos que proyectar al propietario y asegurar la renta. No somos de bienestar social, de eso debe encargarse el Estado que debería estar más presente en esto y solucionar la demanda habitacional y tener más planes disponibles”, aclaró.

Diputados

Un mes para debatir la nueva ley de alquileres

Tras el fracaso en las tratativas que llevaba adelante el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, con propietarios e inquilinos, la Cámara de Diputados tomó las riendas del debate sobre un nuevo proyecto de ley de alquileres, el cual aterrizaría en el recinto durante la primera semana de mayo.

Sobre el tema, Salera se expresó. “Trabajando con la ley actual, los contratos se hacen de esa manera. El plazo mínimo es de tres años y se actualiza al comienzo del segundo y al comienzo del tercer año con un índice de actualización que da el Banco Central, es un combinado entre precios al consumidor y sueldos reales estables”, explicó.

“Muchos propietarios han retirado sus propiedades en alquiler porque no los beneficia, tampoco a los locatarios”, aseguró y remarcó que la ley fue proyectada por los inquilinos agrupados de Buenos Aires sin consultar a los colegios inmobiliario. “Nosotros estamos en el tema y le podríamos haber dado algunos ítems de la ley para que hubiera sido más factible para las dos partes, hicieron las cosas mal”, sentenció el corredor inmobiliario.