Villa María | esenciales | laboral | trabajar

Personal de casas particulares, en alerta: reducen contrataciones por la pandemia

Aquellas que se dedican al cuidado de adultos mayores continúan trabajando por ser esenciales

La pandemia fue un punto de inflexión para el mundo laboral en su totalidad. No hay casi profesión u oficio que haya escapado del cimbronazo en sus rutinas.

Y hay también trabajos que tomaron más relevancia que otros, como son los domésticos y los de cuidados, pero, a pesar de esta relevancia, es también uno de los sectores que por su condición de precarización e informalidad más sufrieron las consecuencias de las medidas sanitarias.

En la ciudad de Villa María las trabajadoras de casas particulares se encuentran desempeñando sus tareas las esenciales y las que no lo son; esto esta permitido en toda la provincia de Córdoba, existen provincias en el país que sólo permiten que las trabajadoras esenciales desempeñen sus tareas.

“En Villa María el trabajo es normal, pero ha habido muchos despidos, reducción de horarios”,dijo Gabriela Juárez, titular de la unión de personal auxiliar de casas particulares.

Trabajadoras aseguran que los empleadores no pueden sostener el sueldo, ya que también son trabajadores y la situación económica afectó a todos los sectores, lo cual repercute en los recortes de horas en las trabajadoras o incluso el despido en algunos casos.

“Las tareas que realizamos son necesarias, pero muchas compañeras no solamente son empleadas de industrias o empresas, sino que son empleadas de docenes, bancarios, comerciantes y eso impacta en la economía de la casa, se siente en los salarios y las que se ven directamente afectadas son las trabajadoras”,argumentó Juárez.

En esa línea, la referente del rubro dijo que la quinta categoría es la más perjudicada y que aquellas que realizan tareas generales se ven más perjudicadas: “En el caso de asistencia y cuidado de personas hay demanda y nunca se dejó de trabajar, ya que son esenciales, se trata de una profesión que requiere capacitación para cuidar de un adulto mayor”, precisó Gabriela Juárez.

Y agregó:“Hay empleados que necesitan que les cuiden a los niños para poder ir a trabajar, son esenciales y muy importantes, pero en las tareas generales comienzan a hacer el trabajo de la casa ellos mismos”.

En esa línea explicó que se redujeron las horas de las trabajadoras, que realizan una limpieza general una sola vez por semana y después el empleador mantiene la limpieza los días siguientes.

Demanda laboral

En el mes de marzo se registró una importante demanda laboral para el cuidado de adultos mayores, pero en el mes de abril y en lo que va de mayo nadie se acercó a solicitar empleadas, aseguró la referente del sector, Gabriela Juárez.

“Hay un grupo de WhatsApp donde están las trabajadoras de casas particulares y son muchas las que están pidiendo trabajo, acercan currículums para trabajar de lo que sea”, indicó.

A su tiempo, señaló: “Ahora se nota mucho más la necesidad laboral; con toda la situación epidemiológica, muchos prefieren reducir gastos y además se anticipan ante posibles vueltas de fases en las que no pudieran a trabajar por el aislamiento”.