Nacionales | figuritas | Gobierno | acuerdo

Tombolini con kiosqueros y la empresa Panini por la falta de figuritas del Mundial

El Gobierno acordó hoy con representantes de la Unión de Kiosqueros (Ukra) y directivos de la empresa que fabrica las figuritas del próximo Mundial de Fútbol de Qatar 2022 abrir una mesa de diálogo para solucionar los problemas de precios, el desabastecimiento del producto a partir de octubre y encontrar una solución que "transparente la cadena de comercialización en todo el país”.

El secretario de Comercio, Matías Tombolini, puso a disposición los equipos legales y técnicos para colaborar en la búsqueda de una solución entre las partes.

En la reunión se buscó destrabar el conflicto y que desde los primeros días de octubre haya la cantidad suficiente de figuritas y de álbumes en el mercado como para cubrir la gran demanda que se generó desde que se pusieron a la venta el 24 de agosto.

La Secretaría de Comercio instó a las partes a encontrar una solución que transparente la cadena de comercialización y la Ukra anunció que presentará una propuesta a la empresa que será analizada.

El vicepresidente primero de Ukra, Adrián Palacios, remarcó que "fue una reunión muy positiva" y destacó "el trabajo articulado entre los kiosqueros, el Estado y la empresa para buscar una solución", tras finalizar el encuentro.

Mejorar el abastecimiento

"Todo diálogo es positivo, queremos encontrar soluciones para mejorar el abastecimiento, que los kioscos de todo el país cuenten con el producto y también regularizar los precios a través de los canales oficiales", indicó Palacios.

El conflicto involucra a la empresa Panini, que posee los derechos oficiales y fabrica las figuritas, y los kioscos, cuyos dueños se quejan constantemente por la falta de stock del producto y los precios.

Los kiosqueros atribuyen el problema a la empresa porque privilegió otros canales de venta como las estaciones de servicios, deliverys, las grandes empresas y los supermercados que tienen prioridad antes que los kiosqueros quienes siempre comercializaron el producto.

También plantearon su queja por los sobreprecios que se pagan ya que hay sobres de figuritas a la venta en el mercado de internet que cotizan entre $ 300 y $ 500, más del doble o el triple que el precio oficial ($ 150).