Nacionales | FMI |

El Fondo Monetario pronosticó que la economía de Argentina seguirá en recesión este año

Estimó que la caída del producto bruto interno será de 1,7 por ciento, al tiempo que en 2020 se retomará el crecimiento con una suba de 2,7%

El FMI estimó ayer que la economía argentina continuará en recesión durante 2019, con una caída del 1,7% del producto bruto, para retomar el crecimiento en 2020, con 2,7%.

En el marco del Foro Económico Mundial, en Davos, el Fondo Monetario publicó una actualización del informe "Perspectivas de la economía mundial", cuya última edición se había difundido en octubre último.

En aquel mes, el organismo indicó que "la economía de la Argentina se contraerá en 2019 debido a que las políticas más estrictas dirigidas a reducir los desequilibrios frenarán la demanda interna, antes de volver a crecer en 2020".

Esa estimación fue ratificada ahora, y el PBI argentino -para el Fondo- caería 1,7% este año y crecería 2,7% el próximo.

En cambio, el documento rescató un dato positivo para la Argentina: la economía del Brasil se recuperará luego de la recesión que afectó a ese país en 2015 y 2016, para crecer este año 2,5%.

Para América Latina, la organización recortó sus previsiones para este año y el próximo en 0,2 puntos con relación a lo previsto en octubre: 2% en 2019 y 2,5% en 2020.

Por otro lado, las disputas comerciales, el Brexit y otras incertidumbres amenazan con afectar el crecimiento mundial, advirtió el FMI desde el Foro Mundial de Davos y pronostica una desaceleración mayor que la prevista, con un recorte de las perspectivas para América Latina.

Mayor riesgo

"No hay una recesión a la vuelta de la esquina, pero el riesgo de un retroceso más pronunciado del crecimiento mundial aumentó", dijo en Davos la directora gerente de FMI, Christine Lagarde.

En su actualización del informe Perspectivas de la Economía Mundial, el FMI fue aún más pesimista que en octubre. 

La entidad proyecta un crecimiento del 3,5% para la economía  mundial este año, 0,2 puntos porcentuales menos que en octubre, en la que también había recortado sus pronósticos previos.

El FMI proyecta un crecimiento mundial del 3,6% en 2020, un recorte de 0,1 puntos respecto de octubre. 

"Una escalada de las tensiones comerciales más allá de lo que ya estaba incorporado en los pronósticos sigue siendo una fuente clave de riesgo para las previsiones", indicó el FMI. 

Este es el segundo recorte en pocos meses de las previsiones  para la economía mundial, aunque según la organización financiera,  dos mayores economías mundiales, Estados Unidos y China, permanecen a resguardo y sus pronósticos de crecimiento quedaron intactos en 2,5% y 6,2%, respectivamente. 

Varias economías grandes sufrieron, sin embargo, importantes recortes a la baja, entre ellas Alemania, Italia y México. 

La  guerra comercial

El FMI advirtió del riesgo de los aranceles que se imponen mutuamente Estados Unidos y China, a pesar de la tregua anunciada el 1 de diciembre. 

"La posibilidad de que las tensiones vuelvan a resurgir en la primavera (boreal) proyecta una sombra sobre las perspectivas de la economía global", advirtió la entidad.

En Estados Unidos, la parálisis presupuestaria que se extiende desde hace un mes, comienza a notarse en la actividad económica. Más allá de los efectos en la economía, la crisis política es patente y obligó al presidente estadounidense, Donald Trump, a cancelar su asistencia al Foro de Davos, que reúne a 3.000 altos ejecutivos de empresas y líderes políticos en la exclusiva localidad suiza. 

Finalmente, la revisión a la baja del crecimiento en América Latina se debe a un recorte de las perspectivas para México en 2019 y 2020, atribuido a una caída de la inversión privada, y al hecho de que la contracción en Venezuela va a ser peor de lo previsto.

TEMAS: fmi
Comentá esta nota

Noticias Relacionadas