Fuego | Incendio | local

Tras el incendio de su panadería, agradeció la solidaridad y anunció que abrirá pronto

El propietario, David Botta, aseguró que esperan la llegada de los vidrios para levantar nuevamente las persianas tras haberse prendido fuego su local el fin de semana. Sólo fueron daños materiales

El domingo a la madrugada, un autobomba con 6 efectivos acudió al llamado por un incendio en la Panificadora Belgrano, ubicada en la esquina de San Juan y Sabattini.

El propietario del local, David Botta, declaró: “Gracias a Villa María que se solidarizó con nosotros, vamos a abrir nuevamente. Vamos a tratar de brindar lo mejor, como lo hizo la ciudad con nosotros”.

Sobre levantar las persianas, comentó que esperan la llegada de los vidrios, pero que será aproximadamente en una semana.

Respecto al hecho, señaló: “Estamos tratando de salir adelante, todo lo que armamos nosotros fue a fuerza de pulmón”.

En este sentido, dio a conocer que hace tres años posee el local y que fue su sueño durante mucho tiempo. Asimismo, dijo que logró hacerlo realidad gracias a el apoyo de la familia y amigos.

“Con cada centavo que ganábamos iba a apostado a la panadería y hoy el fuego nos pegó un chachetazo”, recalcó.

Hecho

Botta le comentó a este matutino que jamás imaginó que una heladera pudiese hacer cortocircuito y prenderse fuego.

Explicó que pudieron ver cómo se originó el fuego y cómo comenzó a esparcirse en la panadería por las cámaras de seguridad.

“Una de las heladeras que estaban cerca de la mercadería hizo una especie de explosión, por eso no saltó la térmica y allí el fuego alcanzó la mercadería agarrando mucha fuerza”, describió.

De este modo, contó que las llamas llegaban al techo y que tenía mucho miedo debido a que sobre la panadería hay departamentos donde viven varias familias con hijos.

“Quedó gran parte del local destruido, incluso explotaron los vidrios”, relató. Agregó que el incidente podría haber sido peor, aunque fueron daños materiales valuados en aproximadamente dos millones de pesos.

“Nos encontramos con el negocio prácticamente en ruinas, no nos queda otra que salir adelante por la gente, por nosotros, por la familia”, expresó.

Después

Tras el incendio, varios villamarienses se acercaron a dar una mano. “Más de 30 personas trabajaron aquí ayudando con la limpieza y todo lo necesario con previa autorización del seguro”, expuso Botta. Asimismo, mencionó que ayer por la tarde colocaron todo el circuito eléctrico.

“Sinceramente, no imaginaba que se iba a acercar tanta gente a brindar una mano sin ningún interés”, subrayó Botta y cerró: “Esa fuerza de la gente para que volvamos a abrir la sentimos porque todavía nos sentimos aturdidos y con mucho dolor”.

el-fuego-la-panaderia-se-habria-generado-un-cortocircuito-una-heladera.jpeg