Economía | Gasto | Martín Guzmán | inflación

Si se aprobara el Presupuesto de Guzmán, el gasto caería 12% en 2022

Así lo indicó la consultora privada Invecq en su relevamiento.

En caso de que se aprobara el Proyecto 2022 con una "nominalidad" del 33 por ciento como la que plantea el ministro de Economía, Martín Guzmán , en vez de un crecimiento del gasto de 2 por ciento habría una caída real del 12 por ciento , según un informe privado.

El relevamiento fue elaborado por la consultora financiera Invecq e indicaría que el presupuesto que en gasto total crezca de $ 10,28 billones en 2021 a $ 14,05 billones en 2022 , lo que en términos nominales indicaría una suba del 37 por ciento, por encima de la inflación estimada por el equipo económico, pero muy por debajo de lo que proyectan todas las consultoras privadas, que no ven menos del 50 por ciento para el año entrante .

"Desde nuestra perspectiva estas variaciones reales no pueden ser posibles ya que la nominalidad de la economía para 2022 es como mínimo igual a la de este año, sino mayor", Dijo el reporte.

Desde nuestra perspectiva estas variaciones reales no pueden ser posibles ya que la nominalidad de la economía para 2022 mínimo igual a la de este año, sino mayor

En ese sentido, sostuvo que "con un cálculo de inflación propio y bastante más realista, se ve que todas las partidas del gasto, con excepción de los intereses de la deuda, crecen por debajo de la inflación y por ende concluyen en una corrección del gasto total en términos reales del 12% ".

"Esta magnitud de fit anual del gasto seria superior de una CUALQUIERA de las ocurridas Durante el Gobierno de Macri , y también es irreal. Presupuesto , se recurrirían a las Ampliaciones de los techos presupuestarios Mediante decretos", descrito el report.

Invecq remarcó que "partiendo de una inflación a fin de este año de entre 51 y 52%, el pronóstico oficial implicaba una drástica reducción de la tasa de avance de los precios , de casi 20 puntos porcentuales en tan solo doce meses".

Asimismo, planteó que "una desinflación de tal magnitud no se registra en nuestro país desde el año 1991 con la implementación del plan de Convertibilidad".

Por otro lado, se indicó que la tasa de inflación promedio entonces debería ser del 34 por ciento a lo largo del año.

"Partiendo de una tasa anual de 52% y terminando en 33%, la manera 'menos extraña' de cumplir con ese promedio anual sería con una deflación de -6,5% en enero y luego con una tasa de inflación mensual que oscilara entre 3% y 3,5%… muy extraño ese comportamiento ", concluyó la consultora.