Política | gobernador | Chaco | gill

Martín Gill recibió en Villa María al gobernador de Chaco, Jorge Capitanich

El mandatario provincial pasó ayer por la ciudad, previo a la visita en la localidad de Las Varillas para recorrer la planta de Pauny S.A. Más tarde se reunió con su par Juan Schiaretti, quien lo recibió en la capital

El intendente Martín Gill recibió al gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, quien arribó a la ciudad en el marco de su visita a la provincia de Córdoba. El encuentro tuvo lugar en el auditorio del Aeropuerto Regional Néstor Kirchner, donde las autoridades brindaron una conferencia de prensa y dieron a conocer el convenio que permitirá la radicación de la firma Pauny S.A en Chaco.

En virtud de ello, el mandatario local brindó sus palabras a la par de intendentes de localidades vecinas.“Es una gran alegría recibir a Jorge en nuestra ciudad y región, porque somos testigos de su vocación de trabajo que se ve reflejada en el nivel de progreso y desarrollo de la provincia que gobierna”, enfatizó Gill.

De modo seguido, continuó con su discurso Capitanich, quien destacó que el objetivo principal de la visita en conocer cómo funciona la empresa varillense Pauny y que se radique en la provincia para la fabricación de implementos agrícolas.

Capitanich destacó que el viaje fue netamente de gestión, “pero siempre aprovechamos para hablar de política”, dijo el gobernador de Chaco.

Asimimismo, manifestó que el objetivo de los gobernadores de las provincias argentinas es trabajar para fortalecer el desarrollo del marco institucional junto a los intendentes. “Apoyar todas aquellas decisiones que impliquen lograr estabilidad monetaria, más inversiones, más crecimiento y más empleos”, dijo y añadió:“Argentina nos necesita a todos y vamos a trabajar en ese sentido”, explicó.

El gobernador de Chaco se refirió a la situación económica del país e hizo foco principalmente en la inflación, en ese sentido puntualizó que se trata de un fenómeno complejo y multicausal, “es un problema que tiene componentes macroeconómicos y cierto comportamiento de la estructura de la morfología de mercado y el escenario internacional. Una de las dificultades graves que tenemos es el impacto en el precio de los alimentos y esto está directamente emparentado con el conflicto bélico, pero a su vez, hoy observamos la evolución del precio del trigo, carne, etc.; los alimentos crecen casi el doble que el índice y eso afecta mucho el poder adquisitivo del salario. Eso significa que muchos trabajadores, a pesar de su esfuerzo, no pueden superar un umbral mínimo de pobreza”, opinó y detalló que no es una cuestión fácil de resolver, “pero no se resuelve con medidas aisladas, se necesita un soporte desde el punto de vista macroeconómico y una coherencia y congruencia de medidas, sobre todo un modelo que permita ir bajando la inflación sobre la base de un anclaje”, completó.

Interna política

Sobre la interna política que prevalece en Estado nacional, el gobernador Jorge Capitanich señaló que se trata de un tema relacionado a la conformación del espacio, como al opositor. “Es muy difícil administrar las coaliciones y en nuestro espacio estamos orientados a que se pueda lograr la unidad en la diversidad, respetar las distintas opiniones internas y que no obstaculicen decisiones en el gobierno para garantizar lo que la sociedad argentina hoy demanda”, sostuvo.

Y agregó:“La gente reclama estabilidad monetaria, que baje la inflación, que la economía crezca y tengamos mejores salarios. Tuvimos una etapa con indicadores adversos durante el 2018 y 2019, se profundiza con la pandemia, se va corrigiendo en 2021 y ahora en 2022 ocurre un evento internacional que genera ciertos perjuicios”, destacó.

El exjefe de gabinete advirtió que en el corto plazo estarán abocados a sostener unidad y diversidad en el espacio, “también respaldar las medidas que tengan que ver con la reducción de la inflación y que eso constituya un puente para que en el año 2023, distintas opciones electorales de nuestro espacio puedan tener un plan integral, equipo para llevar adelante y un liderazgo que marque un rumbo estratégico en el país”.

Sobre su reunión con el gobernador Juan Schiaretti, Capitanich destacó que mantiene una relación histórica con su par cordobés y tiene interés en intercambiar información y experiencia, ante las diferencias que presentó el gobernador de Córdoba para con el Estado nacional, Capitanich opinó:“En una democracia pluralista es sano y legítimo que existan diversas opiniones, no creo en la uniformidad discursiva y creo en el respeto de las ideas del otro. Creo que el consenso se construye, no con bravuconadas y peleas, sino con el enorme esfuerzo de lograr coincidencias”.

Proyecto político

Capitanich se refirió a su participación en el espacio del Frente de Todos y aseguró que se encuentra cerca de un proyecto político que interprete lo nacional, lo popular y lo democrático.

“Tengo excelente relación con Alberto y Cristina, lo importante es que trabajemos juntos por Argentina y mi provincia”, expresó.

También puntualizó que es necesario un programa de estabilización monetaria y de reducción inflacionaria.