Internacionales | hepatitis | OMS | menores

Ya hay más de 420 casos de hepatitis aguda en niños

La Organización Mundial de la Salud (OMS) informó ayer martes que se han detectado más de 420 casos de hepatitis aguda en niños en el mundo, la mayoría menores de cinco años y provenientes de países europeos.

"Hasta la fecha, seis niños y niñas fallecieron y alrededor de 26 necesitaron un trasplante de hígado, siendo la mayoría de ellos menores de 5 años", apuntó el organismo dependiente de la ONU, que recalcó que “cada día los números van cambiando”.

Del mismo modo, la OMS explicó que el 15 por ciento de los casos de hepatitis aguda necesitaron del ingreso hospitalario o en una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), por lo que llamaron a "seguir instando a los Estados miembros a que investiguen y notifiquen los datos".

La OMS fue informada por primera vez el 5 de abril "por diez casos de hepatitis desconocida en niños y niñas, menores de 10 años en el Reino Unido".

Por su parte, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (ECDC) informaron -a principio de mayo- que estaban investigando 109 casos, de los que se notificaron cinco muertes.

Esta hepatitis produce ictericia, diarrea, vómitos y dolores abdominales; algunos casos causaron insuficiencia hepática y requirieron trasplantes.

A su vez, el ECDC y la OMS aclararon que los virus comunes de la hepatitis no fueron registrados en ninguno de los casos.

Un informe publicado el sábado pasado por la revista científica británica The Lancet planteó la hipótesis de que los casos de hepatitis aguda grave en niños, notificados recientemente en distintos países del mundo, podrían ser consecuencia de la infección por adenovirus con trofismo intestinal en niños previamente infectados por coronavirus y portadores de reservorios virales.

El informe, de Petter Brodin y Moshé Arditi, da cuenta de que recientemente hubo reportes de niños con una forma aguda grave de hepatitis en el Reino Unido, Europa, Estados Unidos, Israel y Japón.

Hasta el momento, los virus de la hepatitis A, B, C, D y E no se han encontrado en estos pacientes, pero el reporte señaló que la infección por SARS-CoV-2 puede provocar la formación de un reservorio viral.