Villa María | infraestructura | Parque-Industrial | Afip

Villa María suma un depósito fiscal aduanero en el Parque Industrial

Lo habilitó la AFIP y ayer lo anunció el intendente. Estará a cargo de Terramar Logística. Destacaron lo que este avance significará en materia de competitividad y también de ahorro para las empresas locales y regionales

La Subdirección General de Operaciones Aduaneras del Interior de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) habilitó la creación de un depósito fiscal aduanero en el Parque Industrial, Logístico y Tecnológico de Villa María.

El anuncio se hizo en la víspera en un acto que se realizó en el Salón Oval del Municipio y que encabezó el intendente Martín Gill acompañado de otros funcionarios y de los representantes de la empresa que tendrá a su cargo la implementación de este nuevo ámbito que se gestiona desde 2017 y que finalmente se consiguió.

“Veníamos gestionando que el Parque Industrial, a través de la empresa Terramar, pudiera contar con un depósito fiscal aduanero, lo que significa un salto cualitativo para la ciudad, la región y el propio Parque, para mejorar considerablemente las condiciones que ofrece como servicio”, puntualizó el jefe comunal. 

La decisión consta en la Resolución 9 de AFIP, firmada en los primeros días de este año y ya publicada en el Boletín Oficial. El documento aprueba la factibilidad del proyecto  que presentó Terramar Logística para instalar en el emprendimiento local, con una superficie de 10.250 metros cuadrados.

Gill recordó que actualmente el Parque cuenta con una oficina de aduana, y que “todas las operaciones que se hacen en esa materia se efectuan centralizando mayoritariamente en el área de Aduanas de General Deheza”.  También destacó que el proyecto local encontró eco en la vecina localidad desde donde lo promovieron. Incluso la habilitación en Villa María no implica el cierre en esa ciudad. 

“Contar con un depósito fiscal aduanero representa una disminución de costos operativos para las empresas que exportan, una facilidad para poder llevar adelante todas las políticas aduaneras, una disminución de costos también en los tiempos por el alojamiento en el depósito fiscal y un salto cualitativo que permite al Parque radicar industrias que tengan operaciones de exportaciones y, para muchas otras, el hecho de contar con la aduana en la ciudad va a significar una posibilidad de intentar la vía de la comercialización exterior”, describió el intendente.

Y celebró que este paso pueda darse aún en un contexto económico tan complejo. “Es una bocanada de aire fresco que nos hace más competitivos, permite más posibilidades de desarrollo y que potencia a Villa María en las condiciones físicas de operaciones de logística que tiene la ciudad por su ubicación estratégica”, sostuvo.

En ese marco, el titular de la empresa que presentó el proyecto que AFIP avaló, Lorenzo Rangone, destacó el apoyo recibido desde Municipio y AERCA. “Un depósito fiscal es una zona primaria aduanera donde se realizan todas las operaciones de importación y exportación. Al Villa María no contar con eso hoy en día nos limita en cuanto a dónde iniciar la operación de exportación o terminar la operación de importación, entonces tenemos costos logísticos como operadores que son mayores que los que serán a futuro teniendo un depósito fiscal aquí”, detalló.

Marcó a esta situación como un hito para el crecimiento del Parque y de la ciudad “porque atrae una zona bastante amplia que es totalmente productiva, tanto en la parte agropecuaria como alimenticia, en la industria autopartista, de maquinaria agrícola. Es una infinidad de mercadería tanto de importación como de exportación”.

Indicó que también implicará para muchas empresas locales y regionales “un ahorro de costos en logística”.

Sobre cómo será la puesta en marcha, explicó que lo que sigue es la construcción del espacio, con fecha de inicio “para los primeros días de febrero”. Y detalló: “El proyecto inicial es de 10.250 metros cuadrados, contiguo a ese proyecto tenemos otros 15 mil metros de un terreno que adquirimos, que es una plazoleta de contenedores que es lo que está funcionado hoy en Villa María”. Habló de una inversión “en esta primera etapa de aproximadamente 60 ó 62 millones de pesos” y un plazo de ejecución de 8 meses, para tenerlo “habilitado y funcionando para antes de fin de año”.



Mariana Corradini.  Redacción Puntal Villa María

Comentá esta nota

Noticias Relacionadas