Villa María | iniciativa | legado | comunidad

A un año de su desaparición física, recordaron al médico Jorge Ranco

El nombre del oftalmólogo fallecido a causa del Covid-19 quedó inmortalizado en un mural del Hospital Pasteur. "Es un mimo al alma de Jorge y de todos quienes lo queríamos", señalaron durante el homenaje sus familiares

El nombre del médico oftalmólogo Jorge Ranco, fallecido hace un año a causa del Covid-19, quedó inmortalizado en una pared del Hospital Regional Pasteur, institución a la que le dedicó 28 años de intensa labor.

Familiares, amigos y compañeros del facultativo participaron este lunes de un sentido homenaje, actividad impulsada por el propio pesonal sanitario y acompañada por el equipo directivo del nosocomio.

El titular del Pasteur, Sergio Arroyo, explicó: “El sector donde se colocó la placa conmemorativa es una iniciativa para homenajear a compañeras y compañeros que dejaron un legado en nuestro hospital. Queremos instalar sus nombres para que toda la comunidad conozca la labor que marcó una huella no sólo entre sus pares del hospital sino también en una inmesa comunidad que recibe nuestros servicios diariamente”.

A su vez, resaltó: “La de hoy es la primera de muchas placas que surgirán de un reconocimiento genuino de todos quienes formamos parte del Pasteur. En el caso de Jorge es un emblema por la impronta y el contexto en el que nos dejó”.

Visiblemente emocionadas, participaron también del homenaje la esposa de Ranco, Liliana, y sus hijas Jimena y Celeste.

Durante el emotivo encuentro, la familia destacó el gesto de la institución como “enorme y de gran contenido espiritual”. Además, se expresó que la placa “es un mimo al alma de Jorge” y de todos quienes lo querían.

Ranco 4.jpeg