Juntos por el Cambio | Corte | Impuestos

Negri: "No vamos a votar aumentos de impuestos; exigimos bajar el gasto"

El titular del bloque de la UCR, Mario Negri, confirmó a Puntal que Juntos por el Cambio no acompañará la renta inesperada. Criticó la pelea de poder entre Alberto y Cristina y agregó que no le molesta que el radical Morales se reúna con el gobernador Schiaretti

-¿Qué opinión tiene del nuevo bono y de la renta inesperada?

-No se les cae una idea para resolver el problema de la inflación. Lo que siempre han hecho para resolver ese problema es recurrir a un nuevo impuesto. Un nuevo impuestazo. En este caso, con un nombre aparentemente muy imaginativo pero que en realidad hoy existe ya: el impuesto a las Ganancias. Y si usted tiene una ganancia superior paga más impuesto. Salvo que lo que se esté buscando sea además modificar la alícuota. Y si se modifica la alícuota del 35 por ciento saben todos que es confiscatorio. Es decir que va a terminar mal judicialmente.

-El argumento es que hay empresarios que tienen hoy más ganancias por el tema de la guerra en Ucrania.

-¿Qué saben si es por la guerra? Yo debo reconocer que la situación de la guerra ha modificado los precios de los commodities, el precio del petróleo, que podemos tener una oportunidad superior nosotros. Lo que están buscando es de dónde sacar dinero. Y utilizan el argumento que es para financiar el IFE, o sea para los monotributistas de la primera y segunda categoría, para las empleadas de casa de familia y para los jubilados, bajo ese pretexto. Pero a eso lo podrían hacer bajando los gastos. Lo que estos muchachos del Gobierno tienen que reconocer es que el campo ya les dio 13 mil millones de dólares. Y sin embargo quieren seguir creando impuestos.

-¿Cuál va a ser la posición de Juntos por el Cambio?

-Nosotros no vamos a acompañar aumentos de impuestos. Lo que exigimos es que bajen el gasto.

-Es decir que ustedes no van a votar la renta inesperada.

-No. Nosotros no votamos nuevos impuestos. A eso ya lo hemos dicho y que quede absolutamente claro. Todo Juntos por el Cambio tiene esa decisión. Además está absolutamente claro que el Gobierno no muestra ningún rumbo. Lo que muestra es un ánimo recaudatorio, con un proceso inflacionario que ya ahora está con un piso del 4. No sé con qué nos vamos a encontrar. Asimismo sigue la pelea de poder que se evidencia cada vez más. La política exterior es errática. Hoy ha viajado el ministro de Economía (Martín Guzmán) y ustedes han visto que el Presidente (Alberto Fernández) recibió al presidente de Ecuador (Guillermo Lasso) hablando bien de Venezuela cuando sabe que Ecuador está en franca confrontación. Nosotros condenamos, aplaudimos, volvemos a condenar y volvemos a aplaudir. Estamos con un gobierno muy débil y un presidente muy débil.

-El kirchnerismo dice que la presidencia de Horacio Rosatti en el Consejo de la Magistratura es un golpe institucional. ¿Qué dice a esto?

-Golpe institucional es el que pretenden dar si no dan cumplimiento a la orden emanada de la Corte. La Corte Suprema de Justicia es el máximo tribunal que controla la constitucionalidad de las leyes que rigen la convivencia de los argentinos. A usted le puede gustar o no pero hay que aceptar lo que la Corte resuelva. Y buscaron por vía conspirativa un juez de Paraná a cometer una situación de delito para levantarse contra la Corte de un fallo que estaba consolidado y que no se podía ni siquiera reconsiderar y hacer lugar a un amparo, violando todas las leyes y alzándose en contra de la Corte. Nosotros presentamos un per saltum pero inteligentemente la Corte falló definitivamente. Tema terminado. El Consejo de la Magistratura comienza a funcionar. El kirchnerismo no tolera de ninguna manera y prefiere empantanar -dijo a Puntal.

-Se viene ahora el Encuentro de Villa Giardino y dicen que hay radicales enojados con Gerardo Morales porque se reunió con (Juan) Schiaretti. ¿Es así?

-No he escuchado eso. Puede haber alguno. Los gobernadores se reúnen y hablan. Estuvo Facundo Manes también con el gobernador de Córdoba. No sé qué tiene que ver eso. A mí dialogar no me molesta. Lo que tenemos que tener los radicales de Córdoba es la decisión de saber si tenemos la vocación de gobernar la provincia y trabajar en ese sentido en unidad. No seguir dándose golpes bajos. No sentirse dueños de la historia y no emborracharse con elecciones circunstanciales. Todos tenemos que aprender. Lo digo yo que llevo muchos años batallando y que por supuesto lo seguiré haciendo.