La edil Machicado le reclamó más transparencia al gobierno municipal

La concejal, que es presidenta del bloque Juntos por Villa María, minimizó las diferencias que surgieron hacia el interior de la bancada, habló de los proyectos que pudieron impulsar y de los cambios que promovieron

La concejal Gisele Machicado representa al Frente Cívico en Juntos por Villa María, la coalición que en esta ciudad es oposición en el Deliberante. La letrada presidió la bancada durante todo el período 2018.

En diálogo con este diario minimizó las diferencias que hubo hacia el interior del bloque, sobre todo ante proyectos clave, tal el caso del canje del Salón de los Deportes, cuya aprobación fue posible por el aval que obtuvo el oficialismo de dos de sus pares de bancada: Karina Bruno y Delfín Polack. 

Consideró que tener diferencia y aun así seguir coincidiendo en el mismo espacio es un signo de “madurez política”. También habló de los proyectos que impulsaron, de los que promovió el oficialismo y en los cuáles lograron introducir cambios “para mejorarlos” y destacó que la actual administración municipal adeuda a la ciudadanía el dar cumplimiento a la promesa de transparencia que hicieron al asumir.

“Fue un año positivo en los legislativo, desde el bloque hemos logrado el mayor consenso en la mayoría de los proyectos. El bloque mostró claramente su función de control y en la cual hemos tenido la madurez legislativa, y eso se ve en los resultados, de haber aprobado casi en un 99 por ciento los proyectos, y que las modificaciones que hemos aportado algunas fueron aceptadas y otras no”, destacó la edil.

Año complejo

Machicado señaló que el que terminó “fue un año complejo en comparación a otros”, esto a partir de una “una alta carga de proyectos de gran trascendencia que no se iniciaron en el Concejo Deliberante, como el de concesión del servicio de agua, emergencia vial y por último el canje del Salón de los Deportes”. Marcó a esas tres iniciativas como las que más agenda ocuparon en 2018. Y como trabajo impulsado desde el propio órgano legislativo destacó “la regulación de las motos eléctricas, como una de las ordenanzas de mayor impacto”. 

Y pidió que este año “la agenda del Ejecutivo no desdibuje el verdadero debate en el Concejo Deliberante, ya que a veces por el apuro se desvirtúa el cumplimiento de la Carta Orgánica Municipal y el Reglamento Interno”, tal como reclamaron en más de una oportunidad.

En relación con los aportes que hicieron como bloque, consideró que “un ejemplo claro fue el contrato de concesión del agua”, y todo el trabajo que efectuaron en relación con ese servicio. Recordó que ya desde meses antes a que se venciera la concesión advirtieron, pidieron informes, hicieron aportes sin ser escuchados, hasta que finalmente se vencieron los plazos y se tuvo que integrar una comisión interventora.

“Participamos de la comisión y eso hoy lo vemos reflejado porque se tomaron muchos de los aportes que quedaron plasmados en el contrato, sin ir más lejos la doble lectura y la audiencia pública para la fijación de la tarifa, en algo que no debería ser ni discutido porque lo dice la propia Carta Orgánica”, puntualizó.

Sí admitió que fueron infructuosos los pedidos, reclamos e incluso aportes hechos en relación con el estacionamiento medido casi desde el mismo día que asumieron. “Sí logramos que la multa se reduzca, pero no logramos ninguna otra respuesta. Se creó una comisión interventora y no avanzó, no se le rescindió el contrato, no se les pide que se ajusten a derecho”, reclamó.

También les queda “como saldo amargo” constantes incumplimientos y falta de respuesta a pedidos de informes radicados.

“Hay entes que se disolvieron, pedimos balances y no fueron cumplimentados. Se acaba de otorgar el aumento de tarifa a un servicio público como el transporte urbano del cual el Directorio no está completo, del cual tampoco tenemos los balances. Seguimos con un Estado municipal que permite que las entidades que prestan servicios nos alcancen cuadros informales de gastos, recursos e inversiones, cuando la documentación que recibamos debería ser la que es exigida por las normas contables”, advirtió. 

Sostuvo que son “cuestiones básicas de un gobierno que se dice abierto y transparente pero que deja mucho que desear”.



Mariana Corradini.  Redacción Puntal Villa María

Comentá esta nota

Noticias Relacionadas