Provinciales | marihuana | vivienda | policial

Berrotarán: fueron por un robo y se encontraron con un vivero de marihuana

En la vivienda secuestraron también un arma de fuego. Intervino la Policía local y la FPA

Una investigación por un robo domiciliario que era investigado por el personal de la comisaría de Berrotarán, el personal policial allanó un inmueble y se encontró con varios plantaciones de cannabis sativa, por lo que debió intervenir la Fuerza Policial Antinarcotráfico.

El procedimiento policial se realizó alrededor de las 15 en un vivienda de calle Sargento Cabral al 100 de Berrotarán, que era ocupada por un joven de 23 años.

En el lugar fue secuestrado un revólver calibre 22, se informó desde la Unidad Departamental Río Cuarto.

El delito contra la propiedad se había cometido el pasado 31 de diciembre, se informó.

En el allanamiento no se encontraron elementos relacionados con la investigación del robo cometido en una vivienda de la misma localidad.

Mientras los uniformados ingresaban al inmueble, observaron en un patio trasero, varias plantas de marihuana, entre otros relacionados al cultivo del cannabis.

Tras el hallazgo, se constituyeron en el lugar efectivos de la Fuerza Policial Antinarcotráfico, quienes colaboraron con el secuestro y dieron participación a la Fiscalía de Lucha contra el Narcotráfico.

En el lugar se incautaron un total de 14 plantas de diferentes tamaños, mientras que el joven fue trasladado a sede policial, en la continuidad del procedimiento por parte del Ministerio Público Fiscal.

Controles preventivos

En el marco de diferentes controles preventivos y patrullajes realizados en distintos sectores de la ciudad, la FPA secuestró varias dosis de marihuana.

La información oficial señala que un joven de 29 años, quien estaba parado sobre calle Sarratea al 1200 de Barrio Obrero, tenía en su poder varias dosis de picadura de marihuana.

Tras el hallazgo se dio participación a la Fiscalía de Lucha contra el Narcotráfico, en el marco de investigaciones por la oferta de estupefacientes en la vía pública.

El operativo estuvo dirigido por el Ministerio Público Fiscal y contó con despliegue de personal de investigaciones y táctico.

“Conjuntamente con los controles, se efectuaron patrullajes en barrios, plazas, espacios públicos, sectores considerados vulnerables y puntos de venta cerrados, a los fines de evitar su reapertura”, se indicó desde la FPA.