Policiales | muerte | bebés | Hospital Materno Neonatal “Ramón Carrillo”

Neonatal: una enfermera, principal sospechosa de la muerte de los bebés

Hasta el momento, no hay imputaciones ni detenciones. La profesional habría participado en todos los episodios trágicos. El Ministerio de Salud designó a Esteban Ruffin como director en forma transitoria

Mientras avanza la investigación a cargo del fiscal Raúl Garzón por la muerte de cinco bebés entre el 18 de marzo y el 6 de junio en el Hospital Materno Neonatal “Ramón Carrillo” de Córdoba, se conoció que una enfermera es la principal sospechosa, que sería una de las nueve profesionales que habrían sido licenciadas por el Ministerio de Salud.

La mujer había ingresado al centro de salud hace dos años, con una destacada trayectoria en el ámbito de la salud.

Las fuentes señalan que habría participado prácticamente en todos los episodios trágicos que está investigando la Justicia y aún no está imputada.

Resta confirmar si cometió un error involuntario o si se trató de crímenes intencionales, ya que está descartada la hipótesis de muertes por causas naturales, a partir de los primeros datos de las autopsias practicadas a los neonatos fallecidos.

La investigación avanza en dos líneas: la judicial, que no tiene imputados y detenidos; mientras que la otra es la que lleva adelante el Ministerio de Salud que encabeza Diego Cardozo, que suspendió a nueve profesionales y el jueves apartó a la directora y al subdirector.

El fiscal Garzón, que sería el único investigador que concentraría las diversas causas, aguarda los resultados de los análisis toxicológicos y anatomopatológicos que podrían confirmar el hallazgo de altos niveles de potasio encontrados en los cuerpos de dos bebés fallecidos en los primeros días de junio. Dichos niveles serían incompatibles con la vida.

Se sospecha que el potasio habría sido inyectado en el Hospital Neonatal a los recién nacidos de manera intencional. En tal sentido, Garzón ordenó nuevas medidas de prueba.

"Se descartan hipótesis como complicaciones de vacuna, medicación o, estado de los medicamentos porque se administra la misma medicación en todos los hospitales. Esto es algo muy acotado y muy puntual", sostuvo Garzón.

Se descartan hipótesis como complicaciones de vacuna, medicación o, estado de los medicamentos porque se administra la misma medicación en todos los hospitales. Esto es algo muy acotado y muy puntual Se descartan hipótesis como complicaciones de vacuna, medicación o, estado de los medicamentos porque se administra la misma medicación en todos los hospitales. Esto es algo muy acotado y muy puntual

Por su parte, el ministro Cardozo detalló ayer que los fallecimientos de los bebés ocurrieron el 18 de marzo, el 23 de abril, el 23 de mayo y dos (decesos) el 6 de junio de este año.

El funcionario explicó que se solicitó a la Justicia investigar 11 defunciones ocurridas en esos cuatro meses, pero precisó que "podemos inferir que seis de esos casos fueron por patologías que están dentro de las posibilidades de que ocurra la muerte".

"Cinco nacieron sanos y tuvieron un desenlace no esperado, no habitual, razón por lo cual pedimos la investigación y análisis de todos los elementos que forman parte de la atención que recibieron durante el parto y luego del nacimiento", consideró Cardozo.

Mientras se desarrolla la investigación, el Ministerio de Salud designó a Esteban Ruffin y Marcela Yanover, como director y vicedirectora.

Ruffin estaba a cargo de la Dirección General de Hospitales de la Capital, mientras que Yanover se desempeñaba como directora de Maternidad e Infancia de la cartera sanitaria.

“Los profesionales se harán cargo de la dirección de la institución de manera transitoria, mientras se desarrolla la investigación en curso”, comunicaron.