Villa María | obras | grahovac | Proa

Por demoras en los plazos, multaron a la empresa encargada de construir las Proa

La información fue dada a conocer por el ministro de Educación de la Provincia, Walter Grahovac, quien este lunes visitó la ciudad para inspeccionar el avance de las obras que se ejecutan tanto en la UTN como en la UNVM. La sanción ronda los $ 13 millones

Según el ministro de Educación de Córdoba, Walter Grahovac, la firma encargada de construir 34 escuelas Proa en todo el mapa provincial, Makiber, fue intimada a pagar una multa de 13 millones de pesos por extenderse en los plazos de las obras.

El funcionario reconoció que los tiempos se corrieron hacia adelante de manera excesiva, situación que llevó a la Provincia a tomar cartas en el asunto.

“El Ministerio de Obras Públicas, encargado de realizar el seguimiento de cada obra, está haciendo las inspecciones correspondientes para que la empresa cumpla con los plazos”, soltó Grahovac.

El titular de la cartera provincial estuvo este lunes en Villa María inspeccionando las escuelas Proa que se levantan tanto en la Universidad Tecnológica Nacional (UTN)como en la Universidad Nacional de Villa María (UNVM). Del mismo modo, recorrió la obra que avanza en Villa Nueva.

Como era de esperar, Grahovac fue consultado por el tema “plazos”, asunto que se hizo público en los últimos días a raíz de un reclamo que llevaron a cabo los alumnos de la escuela Proa UTN.

En torno al edificio que allí se construye, reconoció que la demora es insostenible, al tiempo que garantizó la reanudación de los trabajos.

“Estamos haciendo inspecciones en todas las escuelas Proa, y hoy (por ayer) nos tocaba Villa María y Villa Nueva”, comentó.

En esa dirección, el ministro sostuvo que el edificio de la UTNse encuentra a mitad de camino, presentando un 50% de avance. Sobre la edificación de la UNVM, comentó que “presenta un 70% de avance”. Por último, señaló que la escuela de la vecina ciudad “es la que está más próxima a entregarse”.

“No estamos dispuestos a que se sigan prorrogando los tiempos”

En otra parte de la charla, Grahovac puntualizó en los motivos que llevaron a la demora de las obras. “En el medio estuvieron las razones de la pandemia, que llevó al detenimiento de la obra pública en general”, fundamentó.

Asimismo, sostuvo que hubo otras tantas situaciones del país “que tampoco colaboraron”.

“No estamos dispuestos a que se sigan prorrogando los tiempos, tenemos la necesidad de que los edificios puedan ser utilizados por los estudiantes y las familias”, añadió.

A continuación, Grahovac profundizó en los problemas que se presentaron en el camino. “Hubo dos conflictos, el primero es que la empresa se demoró un año en iniciar las obras por un tema de cimientos. Fuimos a una mediación y ganó la Provincia”, indicó.

Según Grahovac, en el medio también hubo problemas administrativos con la firma encargada de la construcción. “La empresa que ganó la licitación, Makiber, cambió de conducción, y sus capitales pasaron de ser españoles a franceses. Todo proceso de traspaso de una empresa internacional lleva un pequeño tiempo, ahora bien, nosotros pedimos que mientras transcurre ese tiempo se cumpla con el compromiso asumido”, afirmó.

Llegaron los operarios

Mientras Grahovac hablaba con los medios de prensa en inmediaciones de la UTN, comenzaron a llegar varios obreros, encargados de la construcción del edificio. “Esta mañana temprano no había operarios, y ahora empezaron a llegar”, declaró el ministro mientras observaba el arribo del personal.

“Ahora, el Ministerio de Obras Públicas tendrá que tomar las acciones pertinentes para que se garantice la presencia permanente de los operarios, en la cantidad que haga falta, para cumplir con los plazos de obra. Esta escuela está pensada para que esté terminada en el mes de septiembre”, acentuó.

El ministro de Educación dejó en claro que “no hay problemas con los pagos”. En esa línea, expuso que las obras “se realizan con un crédito internacional”, escenario que no pone en riesgo los recursos para llevar adelante las obras.