Oscar González se presentó, negó la acusación y se abstuvo de declarar

El legislador estuvo en Tribunales de Cura Brochero por la causa del fatal accidente

El legislador peronista Oscar González se presentó ayer en los Tribunales de Cura Brochero, negó la acusación y se abstuvo de declarar, en el marco de la causa por el fatal accidente en Traslasierra, en el que murió una docente.

González está imputado de homicidio culposo agravado y lesiones culposas agravadas.

Como informó Puntal, González conducía un BMW mellizo cuando chocó contra el Renault Sandero de la docente Alejandra Bengoa en las Altas Cumbres.

Bengoa falleció y las dos adolescentes que iban con ella quedaron en grave estado.

En la última sesión de la Legislatura, se le extendió por seis meses la licencia a González, es decir que el legislador no volverá al recinto hasta mayo del 2023.

También se aprobó en la oportunidad la renuncia a la presidencia provisoria, que quedó en manos de Nadia Fernández.

González estaba citado a declarar a las 9 y tras abstenerse se retiró de los Tribunales de Cura Brochero, adonde concurrió.

El luctuoso accidente tuvo gran impacto en el oficialismo, a tal punto que la renuncia a la presidencia provisoria logró descomprimir en parte la situación política en la provincia.

El radicalismo había solicitado licencia por un año para que la Justicia actúe con total independencia en la investigación del hecho y la izquierda, directamente su expulsión de la Legislatura.

En tanto, la Unicameral decidió devolver los 9 autos judicializados y avanzar en el debate de la ley que los regula.

Familiares de las víctimas pidieron el cambio de carátula y que se dicte la prisión preventiva.