Villa María | Policía | Juliana Bollea | Asociación ilícita

Causa Zoe: una de las policías detenidas e imputadas fue liberada ayer

Se trata de Juliana Bollea, quien pertenece a la fuerza local. Fue puesta a disposición de la justicia por el delito de Asociación Ilícita y Estafa. La mujer estaba alojada en Bower y había sido detenida el 23 de febrero

Ayer en horas de la tarde, la policía que integra la fuerza de Villa María, Juliana Bollea, recuperó la libertad tras haber estado casi un mes detenida en Bower, por el delito de Asociación Ilícita y Estafa.

La información fue confirmada por su abogado Javier Marco, quien dialogó con este medio y explicó los detalles de la libertad.

“Había hecho un pedido de intervención judicial para que se resuelva la situación procesal de ella y la jueza de control Soledad Dottori resolvió otorgarle la libertad inmediatamente”, detalló el letrado.

Cabe aclarar que el abogado solo representaba a Bollea, ya que si bien realizaba la defensa de otros tres policías, los mismo cambiaron de abogado defensor cuando comenzó a caminar esta causa.

Había hecho un pedido de intervención judicial para que se resuelva la situación procesal de ella y la jueza de control Soledad Dottori resolvió otorgarle la libertad inmediatamente Había hecho un pedido de intervención judicial para que se resuelva la situación procesal de ella y la jueza de control Soledad Dottori resolvió otorgarle la libertad inmediatamente

La mujer policía está detenida desde el 23 de febrero y al igual que las demás personas mantiene una imputación por estafa, “en los fundamentos, la jueza al expedirse, pone de manifiesto que no se dan los presupuestos, no tiene los cúmulos probatorios necesarios para sospechar que debe permanecer privada de la libertad por ese delito. La jueza ha valorado la prueba y de acuerdo a lo que ha expresado en su declaración de que ella considera que no tiene entidad suficiente la prueba para que ella se mantenga privada de su libertad” expuso el abogado.

En el mismo término, Marco puntualizó que dentro del expediente de la joven no figura ningún tipo de hecho que la involucre con los delitos que se le imputan. “La fiscal manifestaba que tras declarar como testigo en la causa, lo que se esperaba era que denunciara, pero ella creía que este señor (por Leonardo Cositorto, CEO de Zoe) iba a cumplir con el dinero ya que solo había un atraso de un mes”, relató.

Y añadió: “Ella efectivamente no hizo la denuncia y lo primero que hizo cuando salió de tribunales tras brindar su declaración fue llamar por teléfono a algunos compañeros para comentar lo que le había sucedido, que la habían citado a declarar en la fiscalía, que estaba muy asustada porque pensaba que no iba a recuperar el dinero invertido y en ese momento trató de comunicarse con Álvarez (por Claudio Álvarez detenido e imputado por la causa). En el grupo en el que se encontraban todos los inversores de Zoe Villa María, allí estaba el teléfono de esta persona, por lo cual lo llamó pero no le contestó, luego Álvarez se comunica con ella a través de WhatsApp”, completó el abogado, quien sostiene que ese fue el relato de la mujer.

Víctima

El abogado de la única persona que recuperó la libertad en esta causa, especificó que la mujer presentó los recibos de las inversiones que había realizado como prueba de descargo.

“Había recibos de diferentes épocas porque había invertido en diferentes oportunidades, no solo declaró lo comentado anteriormente, sino que toda su familia había realizado inversiones en Zoe”, dijo Javier Marco.

Había recibos de diferentes épocas porque había invertido en diferentes oportunidades, no solo declaró lo comentado anteriormente, sino que toda su familia había realizado inversiones en Zoe Había recibos de diferentes épocas porque había invertido en diferentes oportunidades, no solo declaró lo comentado anteriormente, sino que toda su familia había realizado inversiones en Zoe

“La madre, la hermana, el novio, son muchas las personas de su entorno que habían hecho la inversión, por lo que no había una intención de estafar a nadie ya que es su propia familia”, advirtió el letrado.

El abogado remarcó que Juliana Bollea es una víctima más de la causa, “lo dije desde un principio” aclaró y remarcó que en los primeros momentos de la investigación se produjeron detenciones con el objetivo de hacer cesar el delito.

“Por una parte esta bien, desactivar esta empresa, pero ya había llegado el tiempo prudencial para que se resolviera la situación procesales”, culminó.

En cuanto a su situación laboral, Marco adelantó que administrativamente se encuentra en situación pasiva. “Eso va por vías separadas pero desconozco si se va a levantar la situación pasiva o no", manifestó el abogado.