Policiales | policial | Centro | personal

A pesar de las nuevas restricciones horarias, hubo fiestas clandestinas

En las primeras horas del domingo, personal policial desactivó reuniones no autorizadas en barrios Centro norte y Felipe Botta. El fiscal de turno, René Bosio, dijo que las mismas apenas superaban las 10 personas

Durante el fin de semana, personal policial debió desactivar un par de fiestas clandestinas, las que se desarrollaban en el marco de las nuevas restricciones que dispuso el gobierno nacional.

Según se dijo, las reuniones no autorizadas se desarrollaban en horas de la madrugada del domingo en domicilios de barrios Felipe Botta y Centro.

En primer lugar, efectivos de la Departamental San Martín y de Seguridad Ciudadana visitaron un domicilio de barrio Botta.

Allí, se desarrollaba una fiesta que excedía el límite de concurrencia establecido en el DNU N° 235/2021.

Uniformados de la Policía identificaron al propietario del lugar, quien dijo tener 53 años. Luego, invitaron a los asistentes a retirarse de la vivienda.

Lo ocurrido fue notificado a la Fiscalía de Instrucción de Tercer Turno, a cargo de René Bosio.

Minutos más tarde, personal policial llevó cabo un procedimiento idéntico en pleno centro, donde se desarrollaba otra juntada con varios jóvenes.

Se hizo cargo de la reunión una mujer de 24 años, quien fue informada por infringir el artículo 205 del Código Penal, normativa que establece la pena de prisión de seis meses a dos años para aquella persona “que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.