Regionales | provincia | obra | productores

Silvio Pellico: después de 30 años, llegaron las máquinas que pavimentarán el ripio

Las primeras gestiones se iniciaron en los 90. Hubo múltiples promesas hasta que se logró un acuerdo con productores, que aportarán el 50% y el resto corre por cuenta de Provincia

Después de más de 30 años de iniciadas las gestiones, y con las posteriores promesas de realización de obra que quedaron inconclusas, los habitantes de Silvio Pellico tienen motivos para celebrar. Arribaron a la localidad las primeras maquinarias que darán el puntapié a la pavimentación del ripio que une a la población con la ruta provincial 2. Más de tres décadas pasaron, con sucesivos reclamos que se agravaron cuando el clima azotó con fuerza a la población.

“La felicidad en el rostro de los vecinos es inexplicable. Muchos me dicen que creían que jamás verían el ripio pavimentado”, sostiene visiblemente emocionada la intendenta Leticia Allocco, al dar cuenta de la situación. Las maquinarias llegaron el último viernes y esta semana iniciaron el armado del obrador, que quedará concluido antes del sábado para dar luego inicio a los trabajos.

Inicialmente se prevé desarrollar una tarea de limpieza y medición para luego dar paso a la obra propiamente dicha. “Serán 12 personas trabajando diariamente, algunas de las cuales son de la localidad, lo que no deja de ser importante por la generación de empleo local”, sostuvo la mandataria. Consultada sobre los plazos de obra, admitió que para la empresa es una época del año no productiva por las lluvias en temporada estival, “Aunque estimamos que serán entre 9 y 10 meses de trabajo”, precisó.

De acuerdo con lo manifestado por los ingenieros responsables de los trabajos, “es una obra relativamente fácil porque el camino estuvo proyectado un montón de veces, entonces la base ya fue realizada hace unos 6 años atrás”, indicó. Esa tarea incluyó desde el ensanche del camino, que evitará el traslado de alambrado en campos, pero también la obra hidráulica para soportar cualquier cruce de agua. “En el camino cruza un arroyo y todo ese puente ya fue realizado, entonces esas tareas se evitan e incluso permiten ahorrar hasta casi un año extra de obra”, confirmó la entrevistada. Consideró además que por lo ya realizado “pasa a ser una obra vial rápida”.

Tres décadas atrás

El camino que une a Silvio Pellico con la ruta 2 tiene una extensión de 12,5 kilómetros y data de los años 70, aunque las gestiones de pavimentación se iniciaron antes de los 90, de acuerdo con lo expresado por la propia Allocco. “Tras la apertura del camino se consiguió, años después, el ripiado. Y luego se empezaron a dar los primeros sueños de lograr el asfaltado”, recordó y mencionó que en diálogo con exmandatarios de la localidad “manifiestan que en los 90 ya se hablaba de la pavimentación”. “De hecho, el intendente Besso me contó que en el 91 ya se analizaba con la Provincia la posibilidad de asfalto, aunque los pedidos fueron anteriores”, dijo.

En ese entonces, “Vialidad Provincial ya daba cuenta de la posibilidad de asfaltarlo. Incluso, hay algunos que dicen que tras el regreso de la democracia se hicieron planteos al gobierno de Angeloz”. “En los últimos 15 años se transformó en el único camino que quedaba por asfaltar en el departamento y además fue eje de campaña fija para cualquier candidato y cualquier elección. Incluso a nivel local siempre estuvo en la plataforma de todos los aspirantes a la intendencia, aunque sin posibilidades de realizarlos con fondos propios, más bien aspirando a gestionarlo ante la Provincia”.

Años atrás, en tiempos de desbordes de arroyos y con caminos completamente inundados que imposibilitaron a los habitantes de la zona rural salir de los campos, el ripio fue la única vía de comunicación entre Silvio Pellico y la ruta 2. “El camino se la bancó, pese a que estuvimos con riesgos en la famosa curva, donde tuvimos que instalar una bomba arrocera por si levantaba el caudal del agua del arroyo para sacarla, ya que si no quedábamos aislados”, mencionó.

Con relación a los fondos que se destinarán para pagar la obra, la mitad del aporte será de la Provincia y el resto, de los productores. “A través del programa Consorcio Único, que busca mejorar o pavimentar caminos secundarios, se logró un acuerdo en el que los productores firman un consentimiento al iniciar la obra para aportar el 50% del costo, mientras que el resto corre por cuenta de la Provincia”.

El pago por parte de los productores será en cuotas como un anexo al Impuesto Inmobiliario Rural “a pagar cuando se finaliza la obra, a 5 años de plazo. Lo importante, y que fue clave para que los productores accedieran, es que el pago se hace una vez culminada la obra. Porque después de tantas promesas nadie iba pagar antes de verla”, destacó. Cabe consignar que la obra demandará una inversión de 230 millones de pesos.

“La gente lo estaba esperando hace tiempo y había un descreimiento, por lo que cuando llegaron las máquinas fue todo un acontecimiento. Son entendibles las sensaciones de los vecinos porque todos los gobernadores la anunciaron y nunca se hizo hasta ahora; incluso se llegaron a firmar convenios, actas acuerdo. Todo lo previo se hizo, ahora que estén las máquinas trabajando es la prueba concreta de que se va a realizar”, cerró diciendo.