Río Cuarto | retenciones | campo |

Tras la reunión, el campo cordobés espera "medidas correctivas"

Tonello dijo que el sector aguarda que se eliminen las retenciones y que se levante el cepo a la carne. Rotondo sostuvo que fue "un encuentro para ganar tiempo" y De Raedemaeker pidió al Ejecutivo que sea resolutivo

Tras la reunión entre la Mesa de Enlace y el Gobierno, dirigentes ruralistas cordobeses dieron ayer su opinión sobre qué les pareció dicho encuentro.

El presidente de la Sociedad Rural de Río Cuarto, David Tonello, dijo ayer a Puntal que se espera que ahora el Gobierno tome las medidas correctivas para el sector agropecuario.

“Fue una reunión en la que la Mesa de Enlace le contó al Gobierno todos los problemas que tiene el sector y las economías regionales que el Gobierno ya los sabe, pero es una nueva apertura al diálogo”, expresó.

Y añadió: “Ahora es el margen de acción de (Sergio) Massa y su equipo para tomar las medidas correctivas. Es algo que no se va a hacer rápidamente, sino escalonadamente”.

“Esperemos que haya un plan de acción y medidas correctivas, como levantar el cepo a la carne, una reducción de las retenciones en un plazo razonable, descomprimir la asfixia impositiva de las economías regionales”, aseveró.

Y acotó: “Ellos ya saben que el dólar soja no funcionó y que las ventas del cereal se van a hacer de acuerdo con la estacionalidad del sector como se hace todos los años”.

“Los equipos técnicos se reunirán en los próximos días para avanzar con los temas que fueron planteados”, precisó.

En tanto, el titular de Cartez, Javier Rotondo, señaló ayer a este diario que fueron críticos desde el primer momento porque “los hechos lo terminaron avalando”.

“Primero la falta de respeto de mantener la reunión en forma semisecreta y cambiarla de lugar y, con respecto al contenido, se pudieron plantear cuestiones pero no se pudo avanzar en ninguna agenda entre las partes”, indicó.

“Quince días para una próxima reunión con equipos técnicos es la misma dilación que ejercía (Julián)Domínguez, quien también estuvo en la reunión, presentando un panorama absolutamente irreal”, manifestó.

“La cuestión es que no se habló de la agenda de temas que planteó la Mesa de Enlace que es fundamental, partiendo de la reducción de los derechos de exportación, el desdoblamiento cambiario, los fideicomisos, los volúmenes de equilibrio, el mercado de carne y la certidumbre que necesita el sector”, afirmó.

“Por lo tanto, indudablemente que fue sólo una reunión como para ganar tiempo. Tuvo mucho para ganar el Gobierno y absolutamente nada la Mesa de Enlace”, opinó el dirigente ruralista.

Por su parte, el vicepresidente de CRA, Gabriel de Raedemaeker, sostuvo ayer a Puntal que el encuentro entre la Mesa de Enlace y el Gobierno fue “penoso”.

“Someter a la representación de los productores a un ninguneo tan fuerte como hizo el Gobierno, aparte de una falta de respeto, por la consideración que muestra el Gobierno poner hacia un sector productivo que es muy dinámico y que no la está pasando bien y que está haciendo enormes aportes desde hace más de 20 años para la economía nacional”, sostuvo.

Y agregó: “Reunirse en un sitio a ciegas, a escondidas, de espaldas al periodismo e incluso a los propios productores es lamentable”.

“Y la imagen de la salida de la reunión con la foto de los cuatro presidentes poco suma al buen entendimiento que tiene que haber entre la Mesa de Enlace y sus representados. No creo que sea una foto inspiradora”.

Y acotó: “El Gobierno sabe perfectamente cuáles son las necesidades del campo y una reunión con el Gobierno debe ser resolutiva. Y para tomar medidas de solución, no para prometer nuevas reuniones para discutir en comisiones de equipos técnicos”.

“Por ahora, se trató de una reunión penosa”, concluyó.