Villa María | seguridad | protocolos | armas no letales

Nuevos protocolos para la seguridad urbana: capacitación en armas no letales

La referente local de la cartera formó parte de la comitiva de funcionarios de la provincia y destacó la importancia de incorporar las herramientas para el control urbano

Como parte de las políticas de seguridad impulsadas desde la gestión del intendente Eduardo Accastello, la secretaria y el subsecretario del área de Seguridad de la Municipalidad, Guadalupe Vázquez y Fernando Jones, participaron en Córdoba de una jornada avanzada sobre la aplicación de armamento de letalidad reducida, también llamadas lanzadoras, proporcionado por el Ministerio de Seguridad de la provincia.

En este sentido, la responsable de la cartera de Prevención y Convivencia Urbana, Guadalupe Vázquez, comentó: ¨Es importante conocer este tipo de armamento, su uso en el contexto urbano y sus diferentes protocolos, también para que quienes vayamos a desarrollar el proyecto de la Guardia Urbana, conozcamos de primera mano todo al respecto de las mismas¨.

Allí, la capacitación, que fue teórico-práctica, estuvo dictada por instructores internacionales de Byrna, junto a personal especializado de la Policía de Córdoba, y fue referida específicamente a instructores, funcionarios y decisores gubernamentales.

Ante medios de prensa cordobeses, el ministro de Seguridad, Juan Pablo Quinteros, anunció: “Los municipios que deseen formar parte de esta iniciativa, y capacitar a la gente que está en sus calles, con la certificación correspondiente en el uso de estas armas, podrá hacerlo con la Policía de la provincia”.

Seguridad integral

En su paso por la legislatura, el ministro había señalado que el proyecto de Ley de Seguridad Pública y Convivencia Ciudadana enviado por el Ejecutivo provincial a la Unicameral podría haber sido girado a la anterior conformación de la Legislatura, pero que la intención del gobernador Martín Llaryora es que esta ley sea fruto del consenso.

Para garantizar un uso adecuado y responsable de estas nuevas armas, la policía ha implementado un programa de capacitación exhaustivo para sus efectivos. Más de 10.000 agentes ya han recibido entrenamiento en el manejo, almacenamiento y uso legal de las armas no letales.

El programa de capacitación está a cargo de un equipo de 200 instructores certificados, que han sido especialmente formados en el uso de armas no letales y en las tácticas de intervención menos letales.

La incorporación de armas no letales y la capacitación del personal policial representan un avance significativo en la búsqueda de una seguridad pública más eficaz y respetuosa de los derechos humanos.