En la provincia de Córdoba alrededor de 103 mil trabajadores quedarán eximidos de Ganancias. Esto representa el 65% de los empleados cordobeses que actualmente pagan este impuesto.

La Cámara de Diputados de la Nación dio ayer media sanción a la reforma de la ley de Impuesto a las Ganancias que impulsa el oficialismo y que ahora espera su tratamiento en el Senado.

La Ley establece que sólo pagarán este tributo los trabajadores que perciban salarios superiores a los 150 mil pesos mensuales. Esto significa que 1,2 millones de trabajadores dejarán de pagar Ganancias en todo el país.

Además, el gobierno nacional reintegrará todo lo retenido en este concepto durante los meses de enero, febrero y marzo del corriente año.

También se verán beneficiados jubilados y pensionados.

Tras el resultado en la Cámara baja, la diputada del Frente de Todos por Córdoba, Gabriela Estévez, expresó que “la reforma fue diseñada con perspectiva de género, teniendo en cuenta la economía de los cuidados, a raíz de lo cual podrán deducirse gastos de guardería y jardín materno infantil hasta los 3 años de edad”.

“Con esta reforma, el Estado resignará 47.600 millones de pesos en recaudación, que se volcarán al consumo interno con el objetivo de aumentar la actividad económica. Esto implica más dinero en el bolsillo de trabajadores, jubilados y pensionados para gastar en los comercios de nuestras ciudades y pueblos”, añadió Estévez.

Y seguidamente apuntó contra la gestión anterior: “Lo que otros prometieron e incumplieron, nosotros lo estamos haciendo en el contexto de una pandemia”.

Por otro lado y si bien consideró que la iniciativa “es un alivio”, el diputado de la UCR Diego Mestre dijo que “lamentablemente es un parche temporal. Los principales reclamos de los trabajadores son mejores condiciones de trabajo y un salario digno”.

En tanto, el diputado Mario Negri aprovechó su turno para criticar al Gobierno: “Somos un barco sin rumbo, que en cualquier momento choca”, afirmó.

Sobre el final de la sesión, el jefe del interbloque de Juntos por el Cambio cerró: “Le diría al Presidente que los argentinos queremos saber dónde está el piloto”.