Provinciales | Variante Delta | circulación | Preocupación

La situación epidemiológica sigue mejorando, pero preocupa Delta

Los principales indicadores son más favorables que la semana anterior, aunque todavía no se ve el impacto de las vacaciones de invierno. Monitorean con atención la llegada de viajeros desde el exterior por las variantes

Mientras la provincia de Córdoba acumuló otra semana de mejora en los principales indicadores epidemiológicos, la preocupación pasa por la circulación de la variante Delta, a partir del ingreso de pasajeros desde el exterior.

Al respecto, Laura López, responsable del Área de Epidemiología, aseguró que es necesario reforzar los testeos y seguir con las medidas preventivas.

“Debido a la mayor detección de viajeros internacionales infectados con la variante Delta, es necesario realizarse los testeos según vaya indicando la autoridad sanitaria y recalcar la importancia del aislamiento social e intradomiciliario y la comunicación ante síntomas. Con las nuevas partidas de vacunas seguimos intensificando las actividades de vacunación en los grupos vulnerables y las segundas dosis para lograr una mejor protección de la población contra esta nueva variante”, sostuvo la funcionaria.

Los índices

-RO (el número o ritmo de reproducción promedio de casos nuevos). Bajó de 0,93 a 0,89.

-Tiempo de duplicación. Aumentó de 120 a 196 días (lo que es muy positivo).

-Ocupación de camas críticas. Bajó del 50% (1.753) al 44,7% (1.567).

-Positividad: cayó del 16 al 14,27 por ciento (de cada 100 personas que se testean, poco más de 14 dan positivo en coronavirus).

A todo esto, se informó que en el 76% de los casos se pudo identificar el nexo de transmisión de la enfermedad, por lo que los especialistas consideran que la circulación comunitaria es baja.

En tanto, el personal de salud afectado equivale al 1%.

Asimismo, la tasa de letalidad es de 1,31%, siendo menor a la media nacional.

Como cada semana, el Ministerio de Salud recordó las principales medidas de prevención de Covid-19: uso adecuado del barbijo, priorizar lugares ventilados al aire libre, evitar ser contacto estrecho, lavado frecuente de manos, reducir en lo posible los contactos personales, prestar mayor atención en residencias cerradas y realizar el aislamiento domiciliario correspondiente.