Deportes | Villa María | judo | deporte

De la mano del profesor Joel Castro, el judo se expande en la ciudad y la región

El crecimiento de la disciplina es constante. Se crearon escuelas en Villa María y en Ausonia y cuentan con más de 50 alumnos en apenas cinco años de vida. "La idea es generar interacción entre las escuelas para crecer"

El crecimiento no cesa. Pandemia mediante, las escuelas de judo de Villa María y Ausonia regresaron a la actividad y ya cuentan con más de 50 alumnos.

El responsable de la actividad es el profesor Joel Castro.

Lleva poco más de cinco años con los establecimientos deportivos en la ciudad y la región y anhela con su equipo de trabajo que las escuelas tengan interacción para fomentar el crecimiento y también la visibilidad.

Para entender la disciplina. El judo es un arte marcial japonesa moderna creada por Jigor Kan. El término japonés puede traducirse como “camino de la flexibilidad”, influyendo en el desarrollo físico, mental y emocional a través de la práctica.

Los practicantes de este arte marcial son denominados “judocas”. En Villa María y la región se practica la disciplina y el profesor Joel Castro es una referencia ineludible. Además es quien está a cargo de la Escuela Municipal de Villa María y Ausonia.

Pasión por el deporte y por la disciplina en sí, con ganas de superarse y hacer del judo un deporte cada vez más grande. Si bien tiene muchos adeptos en los centros urbanos grandes, la ciudad tiene referencias en la materia y el legado sigue intacto.

En dialogo con Puntal Villa María, el profesor Castro comentó:

“La escuela de judo lleva cinco años consecutivos funcionando, hemos crecido demasiado y estamos trabajando con la Escuela de Judo Municipal de Villa María y Ausonia, en el caso de nivel local mediante el Ente Deporte y Turismo de la ciudad nos ha brindado el espacio y el apoyo que necesitamos para poder crecer”.

-¿Cómo se divide la enseñanza de las dos escuelas?

-Estamos trabajando con niñas y niños desde los 6 años de edad en adelante. Con una iniciación al judo que es netamente recreativa, no se incita a la competencia, sí se muestra la base de lo que significa el deporte con todos los atributos, porque más allá de ser una disciplina es una actividad marcial, pero a medida que van pasando distintas edades desde los 9 a los 12 años hacemos una instancia precompetitiva y ya desde los 13 años en adelante trabajamos en la competencia.

Castro agrega: “Debido a que contamos con deportistas que han intervenido en certámenes provinciales y nacionales, el objetivo es agrandar más ese grupo de los que quieren hacer carrera deportiva en este lindo deporte”.

La escuela tiene más de 50 alumnos (niños, adolescentes y jóvenes) en todas sus categorías entre la de Villa María y Ausonia.

-¿Qué objetivos tienen para este año?

-Para este año es no solo competir sino generar una especie de interacción en las escuelas de judo a nivel regional y tener unión entre todos para poder crecer en el deporte y valorar lo que significa la creación de esta disciplina.

Siempre teniendo como faro los principios del deporte que son la prosperidad y beneficio mutuo. Estamos por el camino de la unidad y la idea es hacer tres o cuatro encuentros en Villa María con los demás dojos y eso da mucha satisfacción, el saber que los chicos han encontrado un espacio y camino a seguir.

Sobre las fechas de competencias y de relevancia para los alumnos, el profesor Castro mencionó: “Del 5 al 8 de mayo tenemos un certamen a nivel competitivo, es el Torneo Nacional Apertura en Villa Carlos Paz en el nuevo Estadio Arenas, lo que será nuestra segunda participación, ya que el año pasado fuimos con tres alumnos de los más grandes y tuvimos buenos resultados, los chicos lograron un primer y segundo puesto en cadetes hasta 66 kilos y un quinto lugar en kiu mayores en danes-cinturones negros. Por lo que nos preparamos para eso, hacemos la pretemporada con los alumnos y todos los que vienen por detrás también toman ese estímulo, ven a sus compañeros cómo avanzan en el deporte y se apasionan.

Sobre los lugares para ir a aprender judo, Castro señala: “En Ausonia estamos dictando clases en el Club Juventud River Plate y en Villa María, en el Salón Hexagonal del Anfiteatro Municipal a través del Ente de Deporte y Turismo.

La escuela ha crecido mucho, siempre de alguna forma conseguimos el apoyo para lograrlo ya que estamos en una época muy difícil económicamente y se nos complican varias de las actividades, pero de a poco los objetivos se van a ir cumpliendo.

a213fa64-a2f9-4424-a5b0-6dfa2a6afc1c.jpg