Villa María | villa-nueva | intoxicaciones |

Denuncian que hubo más de 50 intoxicados en una promoción

Estudiantes del Ipet 322 Manuel Belgrano y sus familias manifestaron que sufrieron intoxicaciones graves luego de su fiesta de fin de curso realizada semanas atrás y analizan la posibilidad de acudir a la Justicia por el tema

Lo que debía ser una fiesta terminó en el hospital y si no pasó a mayores fue por la rápida acción de los médicos que atendieron a las más de 50 personas que denuncian haberse intoxicado en una fiesta de fin de curso de una escuela villanovense.

El hecho ocurrió el pasado 15 de diciembre en la fiesta de promoción del Ipet 322 Manuel Belgrano, que se realizó en el salón de fiestas de Villa Fiusa y entre los damnificados aparecen chicos de la promoción, así como también familiares y amigos.

Fiesta empañada

Una de las jóvenes que forma parte de la promoción 2018 del Ipet 322 Manuel Belgrano fue quien narró los hechos y señaló que están organizándose para hacer un reclamo formal.

“Nosotros organizamos la fiesta en Villa Fiusa, de ahí nos ofrecieron tres opciones, elegimos una de ellas y desde el comienzo tuvimos problemas”, relató la joven, que explicó: “Al comienzo del año nos dijeron que la tarjeta salía 600 pesos y después la fueron aumentando hasta mil pesos, que es algo que ya nos pareció mal porque había chicos que no la podían pagar”.

Más allá de esa situación puntual, el problema más grave se dio el día de la fiesta, el 15 de diciembre pasado, cuando, aseguran, les sirvieron comida en mal estado, tanto a los estudiantes como a los invitados a la fiesta.

“Cuando fuimos al salón nos dieron sandwiches de miga que estaban en mal estado; la comida fue pollo arrollado con papas fritas, que también estaban en mal estado”, relató la joven, que agregó que “el pollo tenía como una baba arriba, como si se le hubiera cortado el tiempo de refrigeración, y las papas fritas estaban frías directamente”.

En cuanto a los invitados, “la entrada fue una mesa, tipo isla, con fiambres, sandwiches de miga, empanadas y casuelitas, que también habrían estado en mal estado”, detalló la chica, que señaló que recién al otro día empezaron a tener las noticias sobre los intoxicados, mientras se comunicaban entre los mismos jóvenes de la escuela.

“Cuando empezamos a hablar al otro día, comenzamos a enterarnos de que había 55 o 60 invitados intoxicados, e incluso varios internados con vómitos y fiebre, producto de lo que habíamos comido”, alertó.

Varias de las personas tuvieron que ser atendidas en centros de salud, incluso en la guardia del Hospital Villa Nueva, “en donde quedó registro de todo lo que pasó”.

Entre los afectados hay un niño de cuatro años que estuvo varios días internado producto de las complicaciones que le generó el consumo de comida en mal estado.

Por esto días, los jóvenes y sus familias están tratando de organizarse para realizar alguna presentación judicial contra la empresa en cuestión, a la que fueron a reclamarle por los intoxicados y el dinero que le pagaron, “pero no se quieren hacer cargo de nada”.

Según se detalló, en los próximos días irán a buscar el asesoramiento del defensor del Pueblo de Villa Nueva y así tener más certezas sobre el accionar que puedan llevar a cabo de ahora en más.

Zona gris

El lugar en donde se realizó la fiesta también es una zona gris para la realización de controles, algo que no es menor a tener en cuenta.

La realización de este tipo de eventos generalmente cuenta con controles bromatológicos para tener seguridad sobre el estado de las comidas y las bebidas que se ingerirán, pero en este caso no hay certezas en cuanto las jurisdicciones.

Desde Villa Nueva se detalló que la jurisdicción local llega prácticamente hasta la ruta nacional 158, por lo que no pueden hacer controles bromatológicos por fuera de esos límites. Misma situación le cabe a la ciudad de Villa María -bastante más alejada desde los mapas- y a Tío Pujio, por lo que se trata de “una zona gris, en donde los controles le corresponderían a la Comunidad Regional San Martín”, explicó una fuente consultada en la Municipalidad de la vecina ciudad y que deja en agenda otro tema importante para que las autoridades de la región resuelvan cuanto antes.



Juan Drovandi.  Redacción Puntal Villa María

Comentá esta nota

Noticias Relacionadas