Villa María | adopción | adoptar-villa-maria | normativa

“Nuestro anhelo es que el sistema mejore para el bien de los chicos”

Los coordinadores del grupo autogestivo villamariense manifestaron su preocupación por las situaciones de adoptabilidad en la Provincia. Señalaron que los cuerpos técnicos deberían descentralizarse de Córdoba Capital

No son muchos los grupos autogestivos en la provincia de Córdoba que trabajan conjuntamente en pos de mejorar el sistema de adopción. En esta relación, logran  conversar con, por ejemplo, instituciones como el Registro Único de Adopción de Córdoba (RUA) , la Secretaria de Niñez, Adolescencia Y Familia (Senaf), y el Poder Judicial de la Provincia. 

Según cuentan desde el grupo local, “existen tres colectivos” en todo este territorio. Se trata de uno en Córdoba Capital (UCLA), otro en Río Tercero (Un gesto de amor) y uno más de origen local, llamado “Adoptar Villa María”.

El anhelo máximo del conjunto local radica en poder mejorar el sistema de adopciones para cumplir con el fin más importante: los niños, niñas y adolescentes que esperan por una familia.

Entre los pedidos destacados por los miembros de la organización local, se encuentra uno muy valioso: la descentralización de los cuerpos técnicos hacia las jurisdicciones del interior provincial.

Evaluaciones

El grupo local actualmente realiza reuniones informativas para despejar dudas existentes sobre la adopción de niños y adolescentes. Los coordinadores de la organización, Paola Damiani, Marcela Vallano, Rodrigo Aguiar y Claudia Mondino coincidieron en que “es necesario que Córdoba evalúe a la gente que tiene anotada”.

Hoy en día existen aproximadamente entre 800 y 900 inscriptos en la Provincia que esperan ser evaluados. Mondino al respecto indicó que “al no tener el apto, hay menos posibilidades de participar de convocatorias públicas en otras provincias”.

  El Registro Único de Adopción de Córdoba (RUA) se encarga de responder a las demandas de evaluaciones de despeje, que se le  realizan a los postulantes que quieran participar en convocatorias de alcance público.

  La entidad provincial forma parte de una red nacional, que abarca a diferentes jurisdicciones de la república, por lo que debería tener evaluadores en las distintas jurisdicciones de Córdoba. Son 10 en total.

Cuerpos técnicos por zonas

“En cada jurisdicción tendría que haber un cuerpo técnico. El equipo actual está formado por tres psicólogos y otros tres asistentes sociales”, argumentaron desde la organización.

“Terminan no dando abasto esas seis personas que hay para evaluar a toda la Provincia. Es mucho trabajo y lo hacen muy bien, pero no alcanzan a cubrir con todo”, explicaron.

Los referentes en materia de adoptabilidad recalcaron que “es un gasto grande” emprender un viaje hacia la capital provincial ya que “se pierden días de trabajo”.

“Sería distinto y más útil si se anotaran en Villa María los candidatos, y luego los cuerpos técnicos y miembros del juzgado llegaran hasta acá para evaluar las situaciones”, sostuvieron desde el colectivo.

¿Qué aporta el Código?

“Es necesario que la gente que asiste al grupo sea perseverante porque de ese modo va a saber cómo reclamar en base a lo que establece el código”, aportaron los miembros de Adoptar Villa María sobre el involucramiento de las personas a la problemática.

El Código Civil y Comercial que actualmente rige en nuestro país, establece en sus artículos 594, y hasta el 637, las normativas, procedimientos y plazos que deben cumplir los organismos del Estado en el proceso de adopción.

Esa misma reglamentación señala que la familia tiene seis meses para regularizar y revertir los motivos que generaron la separación del niño, niña o adolescente de su entorno.

Desde el grupo local indicaron que, en la provincia de Córdoba, la relectura de la norma es diferente. En esta provincia, dicho plazo se extiende pasando de 6 meses a 18.

“A veces se sabe de antemano que hay chicos que no pueden regresar con sus familias y el Estado continúa exigiéndoles que lo hagan”, informaron.

Los miembros de la organización fueron conscientes de que “la adopción es el último recurso para que el niño tenga una familia”, pero remarcaron que “no se puede insistir dos años para reinsertar al niño cuando la cosa no va”.

  “Hay que tener en cuenta que lo importante al momento de adoptar es el niño, niña y adolescente”, explicaron en referencia a ello.

  “El Código dice claramente seis meses, y entendemos que se pueda extender, pero no hasta llegar a un plazo de un año y medio”, aducieron.

Cerca de los mil

El grupo Adoptar Villa María se mostró satisfecho por estar cerca de las mil personas que participan en la comunidad de Facebook.

“Sería lindo que esas mil personas sean la voz de los niños que no la tienen para hacer valer sus derechos”, concluyeron.



Maximiliano Gilla.  Redacción Puntal Villa María

Comentá esta nota

Noticias Relacionadas