Villa María | convenio | obras | rosso

La ciudad se suma al Plan Nacional de Suelo Urbano

Rosso firmó un convenio con el ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat. También participó del encuentro el secretario de Obras Públicas, Martín Gill

El intendente interino Pablo Rosso firmó en la sede del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat de la Nación un convenio marco que permite a la ciudad la adhesión al Plan Nacional de Suelo Urbano (PNASU), que lleva adelante esa cartera nacional.

Rosso mantuvo en Buenos Aires un encuentro con el subsecretario de Políticas de Suelo y Urbanismo, Juan Luciano Scatolini, y luego resaltó que “firmamos un convenio por el que Villa María va a tener acceso al PNASU, y hablamos sobre distintas temáticas y oportunidades que se presentan en la ciudad”.

Anunció que “próximamente, el municipio va a estar presentando un proyecto de loteo para incorporación de infraestructura”.

En su visita a Buenos Aires acompañado por el secretario de Ambiente, Obras y Servicios Públicos del municipio, Omar Regueira, Rosso también mantuvo un encuentro con el secretario de Obras Públicas de la Nación, Martín Gill, para avanzar en la concreción de acuerdos para la puesta en marcha de las obras comprometidas.

El convenio

De acuerdo a lo indicado desde el Municipio, el convenio establece entre sus cláusulas que la cartera nacional se compromete a aportar recursos técnicos y materiales para la implementación del programa en el ámbito local. Para ello, está prevista la firma de convenios específicos.

En tanto, el municipio aportará al área de Políticas de Suelo y Urbanismo toda la información catastral y dominial que sea requerida para el cumplimiento de los objetivos del programa, así como la relativa a adjudicaciones de los proyectos enmarcados en el PNASU.

El plan comprende el Programa Nacional de Producción de Suelo, basado en la premisa de que una política de hábitat virtuosa debe ir acompañada de una adecuada gestión del suelo, donde la generación de suelo urbano asequible producido o promovido desde el Estado resulta fundamental, como base sobre la cual generar soluciones habitacionales y el arraigo poblacional.