Nacionales | dólar | Central | alquileres

Otro fuerte incremento del dólar contado con liquidación

Llegó a cotizar a 114 pesos hasta que intervino el Banco Central. Especialistas lo atribuyen al exceso de pesos por la emisión monetaria, en un contexto de desplome de las tasas

Un renovado apetito por la dolarización, en medio de la incertidumbre por el coronavirus, la renegociación de la deuda, junto a un exceso de pesos y la fuerte caída de las tasas, provocó ayer una nueva fuerte suba de los tipos de cambio implícitos, que llegaron a volar hasta un máximo intradiario de casi $114, aunque luego se desinflaron por una jugada del Banco Central. El dólar "contado con liqui" avanzó un 5,1% a $107,42, por lo que la brecha cambiaria se amplió al 64%; más temprano llegó a acercarse a $114, lo que obligó al Banco Central a aspirar más pesos de los que inicialmente tenía previstos en la licitación de Leliq de este martes (operadores estiman que absorbió $171.000 millones).

De manera similar, el dólar MEP -que surge de la compra y venta de bonos en la Bolsa porteña- escaló un 5,1% a $106,26, lo que deja un spread del 62,2% con la cotización que se opera en el Mulc (a $65,50).

Analistas consultados por Ámbito Financiero coincidieron en afirmar que la disparada del dólar en el segmento bursátil (subió casi 20% en las últimas tres ruedas) responde al exceso de pesos, en medio de una fuerte expansión monetaria, a lo que se suma la estrepitosa caída de las tasas de interés.

Gustavo Neffa, director de Research for Traders, destacó que "tardíamente, se produjo una reacción violenta del mercado a los anuncios oficiales de asistencia económica (a algunos sectores productivos y sociales), la que se financiará con mayor déficit fiscal debido a la imposibilidad de tomar deuda externa o instrumentar nuevos impuestos".

"El Gobierno está impulsando el proyecto sobre impuesto a la riqueza, con el que espera recaudar US$ 2.500 millones, pero por ahora la emisión es el arma de último recurso que tiene para financiar un paquete de ayuda que, estiman, sería de $700.000 millones (más de US$ 10.000 millones)", indicó.

Y agregó: "En cualquier otro país desarrollado, un paquete así pasaría inadvertido, pero en Argentina esta ayuda infla las expectativas inflacionarias, vía suba del dólar".

Neffa recordó que esta semana se conocerá el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de marzo, que se ubicaría cerca del 2,6%, sobre todo porque la mitad del índice está prácticamente congelado, como tarifas de servicios públicos, alquileres, transporte y demás. Resultará entonces una lectura bastante errónea de la realidad".

Resumiendo, indicó el director de Research for Traders, la cotización del dólar en el segmento bursátil "está reflejando esos miedos" y surge del análisis de todos los anuncios y desembolsos oficiales. Concluyó que "las brechas deberían cerrarse subiendo el dólar mayorista, acercándolo a los $70".

Por la fuerte emisión

Por su parte, Nery Persichini, jefe de Estrategia de GMA Capital, destacó que la suba de los tipos de cambios implícitos responde a la "fuerte emisión monetaria del último mes, cuando la base monetaria creció casi $750.000 millones (+44%) desde principios de marzo".

"Semejante emisión no es gratuita en este contexto financiero sumamente frágil por el golpe del coronavirus y la cuarentena y la incertidumbre del canje. Al respecto, las novedades de la negociación no parecen contribuir a calmar las aguas, ya que la propuesta no sería positiva, por lo que el riesgo de default aumenta y le pone presión al tipo de cambio libre", resaltó el especialista.

Un marco complejo

Tampoco debe soslayarse una coyuntura compleja a nivel internacional por los efectos que provoca la pandemia en todas las economías de los países, entre ellos, la devaluación de las monedas emergentes frente al dólar, que termina presionando también al peso argentino.

Mientras tanto, el dólar blue continúa casi sin negocios referenciales ante la falta de operadores en el mercado, dada la cuarentena dispuesta por el Gobierno. Operadores dijeron que se escucharon valores esporádicos de $90 por dólar para la venta, con lo que avanzó 75 centavos con respecto al cierre previo.