Policiales | Homicidio | fiscal | Fuego

Crimen en Puerto Madero: la Fiscalía espera por la autopsia y los imputados ya tienen abogados

Los acusados por el delito de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, Manuel Francisco Schneider (22) y Pablo Fernando Fuentes (27), serán defendidos por Roberto Javier Marcos y Jorge Bustos

En las últimas horas, los acusados de asesinar en el parador Puerto Madero a Juan Cruz Díaz (25) designaron abogados.

Ante la consulta de este matutino, la fiscal de Instrucción de Primer Turno, Silvia Maldonado, confirmó que los imputados por homicidio agravado por el uso de arma de fuego, Manuel Francisco Schneider (22) y Pablo Fernando Fuentes (27), serán defendidos por los asesores letrados Roberto Javier Marcos y Jorge Bustos, respectivamente.

Fuentes del Ministerio Público Fiscal (MPF) informaron además que se encontraban a la espera de los resultados de la autopsia practicada al cuerpo del joven fallecido.

Tras el examen post mortem, la Fiscalía podría tomar conocimiento de cuál fue la causa exacta que desencadenó en el fallecimiento de Díaz, el que se produjo el pasado lunes aproximadamente a las 23.45 horas, en la playa villamariense Puerto Madero, a la altura de las calles José Riesco y Salomón Gornitz.

Al cierre de esta edición, tanto Fuentes como Schneider esperaban ser trasladados al Establecimiento Penitenciario N°5 de barrio Belgrano.

El hecho

El sangriento episodio ocurrió ante los ojos de una importante cantidad de gente.

La fiscal Maldonado relató ante los medios de prensa que en el lugar y en el momento del hecho “había muchas personas”.

También declaró que algunos de los presentes oficiaron de testigos y prestaron declaración ante la Fiscalía.

Por estas horas, la carátula de la causa se mantiene en “homicidio agravado por el uso de arma de fuego”.

Según lo recolectado por este medio, la víctima -Juan Cruz Díaz- se encontraba desarmada al momento del hecho.

El móvil del asesinato habría sido una discusión que se generó entre la víctima y los victimarios.

Uno de éstos últimos habría sacado un revólver calibre 22 largo y le habría efectuado un disparo a Díaz que ingresó a la altura de una de sus costillas. La fiscal cree que los autores del crimen conocían a Díaz.