Provinciales | Municipalidad de Córdoba | Córdoba |

Córdoba: beneficiarios de planes refaccionan 60 centros de salud

Los trabajos están a cargo de 200 personas que integran las cuadrillas de la economía social. El 70 por ciento son mujeres. Se encuentran realizando mejoras en los edificios de la red de atención primaria de la salud

A ritmo sostenido y según los plazos previstos, avanzan las obras de Repara Salud, el programa de mejoras edilicias creado por la Municipalidad de Córdoba para recuperar y poner en valor los edificios de los Centros de Salud de la ciudad capital.

La particularidad de este programa oficial es que las tareas de albañilería, pintura, electricidad, plomería y herrería, con dirección técnica de la Municipalidad, están a cargo de 200 trabajadores que integran cooperativas de la economía social.

Esto genera un doble beneficio, ya que junto con mejoras en las condiciones de la atención pública se fortalece la relación con la comunidad.

La iniciativa de la gestión del intendente Martín Llaryora abarca en una primera etapa 10 edificios, pero escalará a un total de 60 centros de salud que por años de falta de mantenimiento evidencian distintos grados de deterioro.

Se intervendrán los 60 edificios que están “en amarillo”, con daños moderados.

“El objetivo es que todos los Centros de Salud recuperen su protagonismo y presten un servicio a la comunidad en las mejores condiciones. Estamos haciendo una gran inversión en obras fundamentales que no se ven, como cubiertas en los techos, desagües, pozos, cloacas, y lo estamos haciendo en diálogo con los equipos de salud, la comunidad y los trabajadores de la economía social”, señaló la secretaria de Prevención y Atención en Salud Comunitaria, Liliana Montero.

La funcionaria recorrió las obras de los Centros de Salud de barrios La Salle y Cortaderos Norte, ambos en el extremo noroeste de la ciudad de Córdoba.

El plan de refacciones de "Repara Salud" responde a los resultados de un relevamiento edilicio que encaró Montero al asumir la nueva secretaría para potenciar el primer nivel de atención con perspectiva comunitaria. A partir de los informes que elevó cada responsable, se estableció un “semáforo” para ordenar las prioridades. A los 60 “en amarillo” que tienen daños moderados se suman otros 12 centros de salud “en rojo” que presentan problemas estructurales y de dominio de títulos que requieren la intervención del área de Desarrollo Urbano.

Finalmente, otros 28 edificios están en “verde”.

La decisión oficial de fortalecer el sistema de atención primaria se complementa con un plan integral de reequipamiento médico, mobiliario funcional y de insumos, como balanzas para adultos e infantiles, camillas, estetoscopios y demás instrumental que será distribuido en los próximos días.

Con cada reconversión edilicia se procurará establecer además un espacio para las infancias, dotado con una biblioteca y juegos de mesa para promover actividades de promoción sanitaria y hacer más agradables las esperas.

Otro dato destacable es la participación mayoritaria de mujeres, que son mayoría en cada cuadrilla. De esta manera se amplía la política de inclusión que apoya a las mujeres, muchas de las cuales son jefas de familia.