Villa María | personas | protocolo | Provincia

La Provincia aprobó los actos de colación y Villa María ya tiene su protocolo piloto para implementar

La Secretaría de Gobierno junto con escuelas y agentes sanitarios anticiparon la situación. La semana siguiente ajustarán la normativa creada a cada institución

Durante el informe epidemiológico provincial, el ministro de Educación provincial, Walter Grahovac, anunció la posibilidad de realizar los actos de colación entre el 9 y 20 de diciembre respetando normas de seguridad e higiene.

Esta situación fue prevista con antelación por parte de las autoridades competentes, por lo que comenzaron a convocar a instituciones educativas y agentes sanitarios para elaborar un protocolo con anticipación.

Durante la mañana de ayer, la Secretaría de Gobierno presentó el protocolo piloto y espera las adaptaciones de la normativa a cada uno de los establecimientos educativos. Durante este lapso, son anoticiados con el anuncio desde la Provincia.

Habilitación

“La habilitación por parte de la Provincia nos parece muy buena, porque es el último año de la escuela, el más esperado y donde se realiza una especie de despedida”, declaró el secretario de Gobierno, Eduardo Rodríguez.

Asimismo, alegó que se permita este tipo de eventos es una “buena consideración” para los estudiantes.

Sobre el protocolo piloto y a la espera de las respuestas por parte de las instituciones, explicó que cada una deberá presentar las maneras mediante las cuales serán implementadas las medidas y demostrar cómo será el respeto de la ocupación de los espacios donde se realizará el acto.

En torno a cómo efectivizarán el cumplimiento de las normas, aclaró: “La idea no es controlar que las escuelas cumplan con el protocolo, sino que sea un trabajo en conjunto”.

Rechazo

La Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (Uepc) emitió un comunicado en el que rechaza la realización de estos actos por las condiciones sanitarias existentes pero también por el estado en el que se encuentra la infraestructura de cada una de las escuelas.

También enfatizaron en que fue un año de “agotamiento, fatiga física y mental” en el que llevaron a cabo su rol como educadores.

En el comunicado resaltaron que quieren año a año entregarles el diploma a los estudiantes y “fundirse en un abrazo” pero que consideran que las condiciones no son las óptimas para hacerlo.

También, comunicaron que el cierre de este ciclo lectivo es en marzo-abril del 2021, por lo que ven como una buena alternativa la postergación de los actos de colación para resguardar la salud.

Para finalizar, enfatizaron que acompañan la medida del gobierno provincial de aplazar la vuelta a las aulas.

Sobre esto, Rodriguez aseguró que los docentes rechazan la incapacidad de algunos establecimientos de poder cumplir con los protocolos. Sin embargo, remarcó que el Estado estará para acompañar a las escuelas y garantizar que en estos eventos se cumplan las normas.

“El acto de colación es parte del ciclo lectivo, el Estado debe responsabilizarse debido a que la educación es parte de sus obligaciones”, aseveró.

Protocolos

En el marco de las condiciones para ser realizados en la ciudad, establecieron que recomiendan que sean en espacios al aire libre, si no, en cerrados que posean buena ventilación. Asimismo, aseguraron que cada integrante como personal de la institución a cargo recibirá una capacitación virtual dictada por especialistas en higiene y seguridad.

Sobre la cantidad de personas que pueden acompañar al egresado y a diferencia del protocolo en Córdoba, podrán ser el grupo familiar conviviente, motivo por el que será fundamental el respeto del distanciamiento entre estas burbujas y las demás. También tendrán en cuenta la ocupación y el tamaño de la infraestructura seleccionada.

Antes de llegar al evento, cada participante deberá firmar una declaración jurada, deberá tomarse la temperatura y revisar si posee síntomas Covid. Asimismo, estará prohibida la participación a personas que pertenezcan a grupos de riesgo.

Al ingresar al espacio donde será llevada a cabo la ceremonia, deberán permanecer sentados, a excepción de las personas que garantizan el cumplimiento de las normas de bioseguridad. Habrá señalética para guiar a las personas, se tomará la temperatura e higienizará a los participantes, solicitando además la declaración jurada.

Deberán estar asignadas las sillas para cada grupo familiar antes de llegar al espacio, las personas se ubicarán allí y sólo el estudiante se levantará a recoger su diploma. Las personas deberán permanecer con barbijo, la hidratación será individual, se restringirá el uso de baños y deberá ser respetada la distancia en todo momento.

Para la entrega de certificados se dejarán en espacios individuales y visibles para que cada estudiante pueda retirarlo.

Al finalizar, las familias deberán irse a sus hogares, evitando quedarse en la vereda o en inmediaciones del predio. También las instituciones deberán respetar la separación de 60 minutos entre los actos para permitir la salida y entrada de los asistentes sin aglomeraciones de personas y garantizar la higiene y desinfección del lugar.

Para finalizar, destacaron que habrá un espacio particular en caso de que la persona durante el acto comience a sentir síntomas compatible con Covid. Allí las autoridades llamarán de manera inmediata al Servicio de Emergencia Médica y se comunicarán Centro de Operaciones de Emergencias (COE) Regional Villa María.

Los protocolos con la Provincia poseen muchas similitudes. Éste destaca que recomiendan la participación de una sola persona encargada de la fotografía y que deberán marcarse los espacios para la imagen grupal.

Lo que se lee ahora