Villa María |

Centro Comercial a Cielo Abierto: cuatro calles a intervenir y seis meses de obra

Funcionarios del Municipio presentaron ayer el proyecto que busca cambiarle la cara a uno de los sectores más concurridos del microcentro. Se ensancharán las veredas, se plantarán árboles y se colocará mobiliario urbano. Los trabajos comienzan este lunes

Desde este lunes, cuatro arterias del microcentro villamariense se verán afectadas a la obra del Centro Comercial a Cielo Abierto, proyecto que fue presentado ayer por el Municipio y que pretende darle una renovada imagen a uno de los sectores más concurridos a la hora de hacer compras, y en el que descansan cientos de negocios de todo tipo de rubros.

Los trabajos, según precisaron, comenzarán -si no llueve- este lunes en calle San Martín, entre Corrientes y Entre Ríos.

Allí, al igual que en otras tres cuadras, el Municipio ensanchará el sector de veredas y, por ende, reducirá la calzada para el tránsito vehicular permitiendo que las arterias se transformen en paseos comerciales con más árboles y mobiliario urbano y mejor iluminación.

Detalles del proyecto

En conferencia de prensa, el Municipio dio a conocer detalles de la obra que se pondrá en marcha en apenas horas y que traerá algunos dolores de cabeza en lo que hace al tránsito vehicular en la zona.

La directora de Proyectos del Municipio, Jaqueline Miraldes, fue la encargada de brindar los detalles técnicos de la obra que, a priori, demandaría seis meses de intervención.

“Este proyecto tiene como objeto mejorar las condiciones y la movilidad del centro comercial, sobre todo en el microcentro y en estas cuatro cuadras”, aseguró la arquitecta que forma parte del equipo de trabajo de la Secretaría de Ambiente, Obras y Servicios Públicos.

Según precisó, con la construcción del paseo comercial, el Municipio busca “promover una mejor convivencia entre peatones y vehículos”.

En esa línea, comentó que actualmente los paseos en el centro suelen volverse engorrosos por el tránsito y las altas temperaturas.

“Por el calor se hace muy tedioso recorrer el centro, por eso apuntamos a reducir la huella de carbono a través de un paseo, con recorridos más agradables y sustentables”, fundamentó.

El proyecto, de acuerdo a su explicación, se realizará en tres etapas: la primera sobre San Martín, en los 100 metros delimitados por las calles Entre Ríos y Corrientes; la segunda, en el primer tramo de calle Corrientes, entre Yrigoyen y San Martín, y también en el sector donde hoy descansa la Peatonal; y la tercera y última, sobre calle Corrientes, pero entre San Martín y 9 de Julio. Cada etapa tendrá un plazo de entre 45 y 60 días. En total, serían 6 meses de tareas.

Miraldes comentó que con la finalización de la obra, los autos podrán volver a circular por calle San Martín, es decir, por la Peatonal, donde hoy el paso de vehículos está vedado.

Más espacio para los peatones

Durante la conferencia, la directora de Proyectos contó que la idea principal radica en el ensanchamiento de veredas. “Hoy en día, nuestras veredas miden aproximadamente 3,5 metros. La idea es realizar un ensanche de 2,5 metros más, que vendría a ser el espacio que se llevan los estacionamientos”, afirmó.

Y continuó:“Esos espacios van a ser ocupados por canteros lineales. Habrá dársenas habilitadas para cargas y descargas y mobiliario urbano, como bancos, cestos y bicicleteros”.

En la misma línea, dio a conocer que el ancho de la calzada en esas cuatro cuadras de calles San Martín y Corrientes, una vez finalizada la obra, será de 5 metros, espacio por el cual podrá circular, por ejemplo, tan sólo un automóvil.

“La medida es de un carril y medio. Lo que se procura justamente es reducir la competencia entre vehículo y peatón, acá la prioridad la tiene el peatón. Reduciendo la velocidad también se fomenta la visibilidad del conductor hacia las vidrieras”, contó Miraldes.

Lo que se lee ahora