Nacionales | derechos | Venezuela | Argentina

Finalmente, el Gobierno apoyó los informes de Bachelet sobre Venezuela

Argentina votó a favor en el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que se hizo en Ginebra.

El Gobierno argentino votó ayer a favor del informe presentado por la alta comisionada para los Derechos Humanos de Naciones Unidas, Michelle Bachelet, sobre la situación de los derechos humanos en Venezuela, en el marco de la reunión del Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que se desarrolló en Ginebra.

Más temprano, la Cancillería argentina había adelantado en un comunicado que el Gobierno iba a “valorar y apoyar con fuerza" el trabajo realizado por Bachelet.

En su discurso, el embajador argentino ante los organismos internacionales en Ginebra, Federico Villegas, aseguró que el proyecto de resolución aprobado "contempla mecanismos de protección esenciales para contribuir a mejorar la situación de los derechos humanos en Venezuela".

Asimismo, Argentina instó al gobierno de Nicolás Maduro a "cooperar plenamente con el Consejo y con todos sus mecanismos y a implementar íntegramente las recomendaciones hechas por la alta comisionada".

En el comunicado difundido más temprano, la Cancillería había informado que el presidente Alberto Fernández "dio instrucciones sobre la posición a fijar por la representación argentina en Ginebra ante los proyectos de resolución en relación con Venezuela".

El embajador Villegas también instó a Caracas a que "conduzca investigaciones prontas, exhaustivas, independientes, imparciales y transparentes sobre las alegaciones de violaciones de derechos humanos, lleve a los perpetradores a la Justicia y garantice una reparación adecuada a las víctimas".

El diplomático resaltó que "Argentina está preocupada por la situación de los derechos humanos y por la crisis política económica y humanitaria que padece Venezuela, agravada por el incremento de las sanciones económicas y financieras y por la pandemia del Covid-19".

Luego, el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas aprobó ayer en Ginebra una resolución que extiende por dos años el mandato de la Misión Internacional creada en 2019 para investigar violaciones de los derechos humanos en Venezuela, la cual había presentado sus alarmantes resultados iniciales a finales de septiembre.

La resolución, promovida por los países latinoamericanos integrantes del denominado Grupo de Lima, obtuvo 22 votos a favor (Argentina, entre ellos), tres en contra (Eritrea, Filipinas y la propia Venezuela) y 22 abstenciones; entre ellas, la de México, que manifestó sus dudas por un texto que tildó de "politizado" y poco equilibrado.

La misión continuará así investigando y reportando al consejo de la ONU durante dos años más los abusos cometidos desde 2014 en Venezuela, "incluyendo ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, detenciones arbitrarias, tortura y otros tratos crueles y degradantes", según indicó el texto.