Internacionales | Massa | Economía |

A la espera de medidas de Massa, los bonos y las acciones argentinas subieron en Wall Street

Analistas explicaron que hay un escenario más positivo, lo cual dio impulso a los precios

Las acciones de empresas argentinas cotizaron ayer en alza en Wall Street a la espera de nuevas medidas del ministro de Economía, Sergio Massa.

Con el feriado en la Argentina, los títulos públicos se movieron también en terreno positivo.

El mercado norteamericano mantuvo su recuperación, mientras los activos argentinos operaron en verde.

Salvo el bono Global 2029, que operó a la baja con una merma de 0,3%, el resto de los títulos públicos subió.

El Global 2030 avanzó apenas 0,02%, y las mayores subas se registraron en los tramos medios y largos.

El Global 2035 y 2038 subieron 0,43% y 0,54%, mientras los Globales a 2041 y 2046 ganaron 0,29% y 0,7%, respectivamente.

Menor incertidumbre

Analistas dijeron que el interés por el riesgo que impulsó a los bonos con peor calidad crediticia tras meses de mucha presión estuvo acentuado en el ámbito local por una menor incertidumbre acerca de la política económica.

Explicaron que los bonos soberanos incorporaron un escenario más positivo, lo cual dio impulso a los precios.

Los ADR de empresas argentinas operaron mixtos: por el lado de las subas, las acciones de YPF subieron 4%, seguidas por las de Banco Macro y Grupo Financiero Galicia, que ganaron 3% y 2,3 por ciento, respectivamente. Edenor subió 2% y Bioceres rebotó 1,8%.

Del lado bajista, Tenaris, TGS, AdecoAgro y Ternium perdieron entre 3,45% y 2%.

El mercado sigue a la espera de más medidas por parte del nuevo jefe del Palacio de Hacienda, sobre todo en materia de reducción de subsidios.

Además, se espera que esta semana quede definido quién será el viceministro de Economía, que deberá llevar adelante la política macroeconómica.

Los objetivos principales de las medidas anunciadas son cumplir con la meta del FMI de 2,5% (1,4 billones de pesos) sobre el Producto Bruto de déficit fiscal para el 2022, lograr el superávit comercial y fortalecer las reservas del BCRA.

La mayoría de los analistas considera esas estimaciones como demasiado ambiciosas para poder ser cumplidas en lo que resta del año.

En el mercado coinciden en que la mayoría de las decisiones anunciadas va en la dirección correcta, pero señalan que hará falta ver si pueden concretarse en el tiempo.

Preocupa al mercado el mantenimiento de la brecha cambiaria y las escasas reservas netas en el Banco Central.

Culpan a “la brecha cambiaria”

"El desorden en la economía tiene que ver con la brecha cambiaria", advirtieron economistas y alertaron sobre un retraso del tipo de cambio mientras faltan reservas en el Banco Central.

Para Marina Dal Poggetto, directora de la consultora EcoGo, existe un "atraso del tipo de cambio oficial".

"Si tu dólar marginal vale 300 o 350, el principal incentivo es ir a comprarte todos los dólares oficiales que puedas. El juego en los últimos dos años fue tomar precios baratos en el sistema financiero acorralado, comprar dólares baratos al BCRA y, si sos afortunado, podés vender en el mercado de precios descuidados", señaló.

Dijo que con la brecha de estos niveles se genera un "esquema de administración de importaciones que no existe, lo que estás haciendo es pateando pagos hacia adelante o tu nivel de importaciones seguirá siendo altísimo. Hoy tenés un nivel de importaciones en una zona de 8.200 millones de dólares y no tenés dólares del otro lado”.