Espectáculos mujer | pueblo | serie

Para Wexler, "Último primer día" revela un universo adolescente "más crudo y menos naif"

La reconocida actriz argentina cuenta de la serie que se estrena hoy por Flow

La actriz Eleonora Wexler encarna a una mujer policía en Último primer día, un thriller criminal enmarcado en un colegio secundario de clase alta que desembarca hoy en la plataforma Flow, y en charla con Télam destacó que la serie revela un universo adolescente "más crudo y mucho menos naif".

"Hasta ahora ninguna ficción argentina había mostrado otra cosa", opinó Wexler en declaraciones a esta agencia durante la presentación de la ficción dirigida por Diego Palacio ("Post mortem", "Estocolmo") que encabeza junto al actor español Marc Clotet, Rafael Spregelburd, Ana Celentano y Juana Viale.

El elenco, eminentemente juvenil, se completa con Minerva Casero, Santiago Achaga, Lautaro Rodríguez, Lion Federico Bagnis, Candela Saitta, Diego Benedetto y Agustina Benavides.

Serie argentina: "Último Primer Día" Tráiler Estreno 21 de abril en FLOW

La serie, coproducida por StoryLab y escrita por Lucas Molteni, Nacho Viale, Sol Levinton, Ricardo Morteo y Diego Palacio, ofrece un fresco de época donde conviven excesos, hormonas, la eterna búsqueda adolescente por pertenecer y una tragedia inesperada.

Es que en medio del descontrol de una fiesta del "último primer día" de quinto año, organizada por estudiantes de una prestigiosa escuela en una ciudad costera, entre drogas sintéticas y sexo, aparece asesinado Joaquín Vergara (Clotet), el carismático profesor de biología de la institución.

El crimen sucede mientras Victoria Duval (Wexler), una oficial de policía que había sido transferida a la Ciudad de Buenos Aires tras la muerte de su hija, volvía a su pueblo natal para tirar sus cenizas al mar.

Con un punto de partida para el personaje que recuerda al de otras investigadoras mujeres de la pequeña pantalla con cicatrices propias que arriesgan todo para resolver un crimen, como la periodista interpretada por Amy Adams en "Sharp Objects" o las policías que encarnan Kate Winslet en "Mare of Easttown" y Elisabeth Moss en "Top of the Lake", Duval buscará en la pesquisa algo más que a los responsables.

"Ella decide tomar el caso para investigar quién lo mató y porque, además, hay algo de sanación en relación a la muerte trágica de su hija", adelantó la actriz con más de cuatro décadas de trayectoria, que recientemente encabezó en cine "Yo nena, yo princesa" y brilló en teatro con "La maldecida de Fedra".

En cada uno de los ocho episodios que componen la propuesta, la agente Duval conducirá interrogatorios con habilidad y detalle con el objetivo de desentrañar los secretos que puedan ayudar a responder las incógnitas del caso.

-¿Qué fue lo que te sedujo de esta propuesta?

-Diego Palacio, Nacho Viale en Storylab, me dijo "tenemos una historia que me gustaría que leas a ver si te copa". Así que empecé a leer los ocho capítulos y me la devoré. Ahí mismo le dije "la quiero hacer". Me gustó esta cosa de thriller mezclado con este mundo de adolescentes, momentos de drama, personajes que parecieran tener mucho para esconder y, en el medio, esta mujer policía que decide tomar el caso porque, de alguna manera, el crimen se relaciona con la muerte de su hija.

Para armar mi personaje me imaginé a una mujer que era policía de un pueblo costero y los pueblos tienen esto de "pueblo chico", donde todos se conocen con todos. Pero no la trabajé desde el lado de "mujer policía" sino desde el de una mina que se dedica a eso, le gusta lo que hace y que a partir de lo que le pasa, se vuelve mucho más adicta Para armar mi personaje me imaginé a una mujer que era policía de un pueblo costero y los pueblos tienen esto de "pueblo chico", donde todos se conocen con todos. Pero no la trabajé desde el lado de "mujer policía" sino desde el de una mina que se dedica a eso, le gusta lo que hace y que a partir de lo que le pasa, se vuelve mucho más adicta

-¿Qué desafíos tuvo encarnar a Victoria, que además de una mujer policía es una madre que perdió a su hija?

-Si la ves en flashbacks del pasado no era la Victoria que es ahora: perder a su hija de una manera tan horrible le bloqueó los sentimientos y ella se dedicó a trabajar. Todo lo otro no tuvo más lugar.

-En Argentina la Policía es una institución asociada a un imaginario que no suele ser positivo, ¿Cómo fue construir tu personaje desde ese lugar?

-Para armar mi personaje me imaginé a una mujer que era policía de un pueblo costero y los pueblos tienen esto de "pueblo chico", donde todos se conocen con todos. Pero no la trabajé desde el lado de "mujer policía" sino desde el de una mina que se dedica a eso, le gusta lo que hace y que a partir de lo que le pasa, se vuelve mucho más adicta.

-Desde el título la serie apunta a reflejar una tradición muy reciente relacionada al descontrol y a una conceptualización sobre el adolescente que no suele estar representado en la pantalla…

-Tengo una hija adolescente que está por cumplir 18 y después de hacer esta serie empecé a preguntarme: "¿qué onda? ¿cuánto me entero yo de lo que hace?" Y el "último primer día" somos nosotros los adultos los que permitimos determinadas cosas también. Creo que hay algo que viene con los adolescentes y es que ahora hay ciertos prejuicios que ya no existen relacionados con la sexualidad, con que no hay etiquetas. De hecho, el nombre de la serie iba a ser ese porque no hay etiquetas de verdad: son, sienten, viven.

-¿Cuál es el desafío de la ficción nacional para posicionarse en un mercado con tanta oferta?

-Cuanta más oferta hay, más fuertes nos tenemos que poner como industria y elevar cada vez más la vara de lo que vamos a contar. Hay talento, hay directores, hay autores, hay actores, gente detrás de cámara muy talentosa y cada vez la vara tiene que ser más alta para poder competir.